Bioestratigrafía

Detalle del estudio de fosiles

Dentro de la geología existe una rama en llamada estratigrafía que lo que hace es estudiar la superposición de estratos y darle una edad a las rocas. Dentro de esta rama hay otra rama más especializada que se llama bioestratigrafía. Los geólogos han podido establecer edades relativas de las rocas sedimentarias gracias a los principios estratigráficos y al principio de uniformidad. Sin embargo, para poder construir una columna estratigráfica global es necesaria otra herramienta que permita establecer las edades de todos los estratos diferentes de las partes del mundo y relacionarlas entre sí. De esto encarga la bioestratigrafía.

En este artículo vamos a contarte todo lo que debes saber sobre esta rama de la ciencia.

Qué estudia la bioestratigrafía

Biozonas

Esta rama de la ciencia ha nacido para dar solución a unos problemas que se han planteado a la hora de establecer las edades de las rocas y toda la columna estratigráfica global. Los antiguos geólogos propusieron el principio de sucesión faunística a las sucesiones estratigráficas. Este principio de sucesión faunística nos cuenta que las unidades litológicas deben presentar una serie de fósiles característicos a su edad. Estos fósiles no sólo se presentan en dicha unidad sino que se deben de repetir en una y otra. Los fósiles más característicos deben ser diversos y además presentarse en los diferentes tipos de rocas sedimentarias.

Los fósiles más representativos son los mejores que sirven para poder captar la edad relativa de las rocas. Estos fósiles más importantes son llamados fósiles índice. También son conocidos por el nombre de fósiles guía. Estos fósiles son presentados de una forma en la que extendemos de geográficamente toda la zona. Son más comunes y suelen estar bien conservados. Además, todas las especies deben aparecer en cortos periodos de tiempo. Sin embargo, el género puede también presentarse en mucho tiempo extendido.

Hay que tener en cuenta que, para tener una edad de estos estudios, debemos recurrir al tiempo geológico. Este tiempo geológico es el que marca la época en las que las especies aparecen y se extienden prácticamente en el mismo espacio de tiempo. A lo largo de toda la historia y los periodos geológicos que han sucedido en nuestro planeta existen aquellos en los que han ocurrido grandes extinciones a nivel global.

Hay que contrastar la información que nos dan los fósiles índice, los fósiles de facies que son aquellos que aparecen asociados a una roca en concreto. Estos fósiles han permanecido casi sin cambios durante un largo período de tiempo.

Biohorizontes y biozonas

Bioestratigrafia

Son dos conceptos que se establecen en la rama de la ciencia llamada bioestratigrafía. Esto significa que, cada fósil aparece en un grupo de estratos en concreto. Ninguna en roca que esté situada tanto en el interior como en el superior de la columna estratigráfica debe volver a contener los fósiles de esta especie. La superficies litológicas son las que limitan la presencia de un fósil y son llamados biohorizontes. Como su propio nombre indica está señalando la zona en la que existió ese fósil independientemente del resto.

Hay dos tipos de  biohorizontes. Por un lado están los de primera aparición y, por otro lado, los de última presencia. Normalmente una especie va evolucionando y poca poco deja de estar presente. Las diferenciaciones que suelen tener estas especies siguen un camino evolutivo. Si se analiza mediante los horizontes se pueden ver qué son difusos. No obstante, en algunas ocasiones eran procesos de extinción masiva, tal y como hemos mencionado antes, que hacen que muchos grupos de especies tanto animales como vegetales se eliminen en un corto periodo de tiempo. Un ejemplo de ello es la gran extinción de los dinosaurios que marca el final del periodo cretácico.

Los biohorizontes son aquellos que marcan las extinciones masivas y son mucho más claros. Por otro lado, tenemos las biozonas. Se trata de aquellas unidades litológicas que presentan un fósil índice o un contenido paleontológico de gran importancia. Tenemos algunos tipos de biozonas:

  • Las biozonas de conjunto son aquellos que representan la asociación de varios fósiles de forma natural dentro de una sección estratigráfica.
  • Las biozonas de tensión son aquellas que corresponden a las biozonas que se van expandiendo de forma horizontal o vertical. Marcan diferencias entre estratos.
  • Las biozonas de apogeo son las que marcan la máxima abundancia de una especie, genero e incluso familia. Estas son más especializadas.
  • Las biozonas de intervalos son las que representan a las rocas entre dos biohorizontes de distintos fósiles.

Importancia del tiempo geológico en la bioestratigrafía

Estudios de bioestratigrafia

Este tiempo geológico está presente en todos los estudios estratigráficos. La bioestratigrafía fue la mejor herramienta que nos ayudó a poder tratar de forma relativa la edad de las rocas. Todas las rocas sedimentarias a nivel global han sido tratadas y, además, se ayudó a construir la sección estratigráfica mundial. Todos los datos son relativos y no decía nada sobre la edad de la Tierra. Por ello, los científicos tratarán de calcular esta edad mediante la bioestratigrafía.

Son muchos los experimentos y científicos que han dado diversas opiniones para poder calcular la edad de nuestro planeta. Estos experimentos crearon mucha controversia y debate como las que son algunas que proponen que el planeta Tierra tenía una edad de 75.000 años solamente. El asunto se pudo zanjar finalmente con investigaciones sobre la radiación y los experimentos de natación radiométrica. De esta forma, se han estudiado el contenido de elementos radiactivos y su desintegración en otros elementos. Esto se ha podido dar gracias al calcular la edad absoluta de las rocas volcánicas gracias a la estratigrafía.

Esta edad calculada se añade a la escala relativa y se crea la escala de tiempo geológico que conocemos hoy día. Esta escala es la que marca la información de nuestro planeta aproximadamente hace unos 4.600 millones de años y la aparición de las primeras rocas que aún se conservan desde hace unos 3.600 millones de años.

Como pueden ver, los fósiles son una gran herramienta para conocer la historia de nuestro planeta. Espero que con esta información puedan conocer más sobre la gran utilidad que tiene la bioestratigrafía.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas