Qué es un astro

estrellas en el cielo

Cuando hablamos de astronomía y el espacio exterior siempre se utiliza el concepto de astro. Sin embargo, muchas personas no saben qué es un astro. A lo largo de las galaxias que existen numerosos objetos celestes que tienen características diferentes y que forman parte de nuestro universo. Es interesante conocer qué es un astro y qué importancia tiene.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte qué es un astro, cuáles son sus características e importancia.

Qué es un astro

que es un astro en el universo

Desde un punto de vista astronómico, las diversas entidades físicas que existen en el universo se denominan estrellas, o más formalmente, cuerpos celestes. En rigor, las estrellas son un elemento único, cuya existencia ha sido inferida o confirmada por métodos científicos de observación espacial, por lo que constituyen una clase de cuerpos celestes en los que pueden existir múltiples cuerpos celestes, como los anillos planetarios o los astros, cinturón de asteroides, formado por muchos elementos diferentes.

Los elementos de nuestro planeta que existen en el espacio exterior han fascinado a la humanidad desde tiempos inmemoriales, y se han seguido observando y entendiendo a través de telescopios, sondas espaciales e incluso viajes tripulados a la luna. Gracias a estos esfuerzos podemos aprender mucho sobre otros mundos que existen, las galaxias que los albergan y el universo infinito que lo contiene todo.

Sin embargo, incluso con la ayuda de telescopios ordinarios, todas las estrellas existentes no se pueden ver a simple vista. Otros incluso requieren instrumentos científicos especiales, o su existencia solo puede deducirse de sus efectos físicos en otros cuerpos a su alrededor.

Estrellas del sistema solar

que es un astro

El sistema solar, tal como lo conocemos, es el nombre del vecindario de nuestro sol alrededor del cual los planetas y otros elementos forman un ecosistema espacial directo en órbita. Se extiende desde el centro del Sol mismo hasta el borde exterior de una nube de objetos misteriosos conocida como la Nube de Oort y el Cinturón de Kuiper. La longitud del sistema solar hasta su último planeta (Neptuno) es de más de 4.500 millones de kilómetros, lo que equivale a 30,10 unidades astronómicas (UA).

Hay varios tipos de estrellas en el sistema solar, tales como:

  • 1 estrella sol
  • 8 planetas. Mercurio, Venus, Tierra, Marte, Júpiter, Saturno, Urano, Neptuno.
  • 5 planetas enanos. Plutón, Ceres, Eris, Makemake y Haumea.
  • 400 satélites naturales.
  • 3153 cometas.

Estrellas

Las estrellas son bolas calientes de gas y plasma que se mantienen en perpetuas explosiones por la fusión de átomos debido a su atracción gravitacional. La explosión produjo una enorme cantidad de luz, radiación electromagnética e incluso materia, ya que los átomos de hidrógeno y helio que contenía se convirtieron en elementos más pesados, como los que componen nuestro planeta.

Las estrellas pueden ser de diferentes tipos, dependiendo de su tamaño, contenido atómico y color de la luz incandescente. El planeta conocido más cercano a nuestro planeta es el sol, aunque por la noche se puede ver un número variable de estrellas en los confines del cielo. Se estima que hay alrededor de 250.000.000 de estrellas en nuestra galaxia.

Planetas

Los planetas son objetos redondos de diferentes tamaños, formados a partir del mismo material gaseoso que dio origen a las estrellas, pero infinitamente más fríos y condensados, y por lo tanto tienen diferentes propiedades físicas y químicas. Hay planetas gaseosos (como Júpiter), planetas rocosos (como Mercurio), planetas helados (como Neptuno), y está la Tierra, el único planeta que conocemos que tiene grandes cantidades de agua líquida, y por lo tanto el único planeta con vida.

Dependiendo de su tamaño, también se puede decir que son planetas enanos: algunos demasiado pequeños para ser comparables a los planetas normales, pero demasiado grandes para ser considerados asteroides, y también existen de forma independiente, es decir, sean lunas o no. de cualquiera

Satélites

Orbitando planetas, es posible encontrar estrellas similares, pero en una escala mucho más pequeña, que se mantienen gravitacionalmente en órbitas más o menos cercanas, sin caer en ellas o retroceder por completo.

Ese es el caso de la única luna de nuestro planeta: la luna y las numerosas estrellas de otros planetas importantes, como las lunas de Júpiter, estimadas en alrededor de 79 en la actualidad. Estas lunas pueden tener el mismo origen que ellas. Los planetas asociados, o pueden provenir de otras fuentes, simplemente son atraídos por la gravedad, manteniéndolos en órbita.

Cometas

Los cometas se conocen como objetos en movimiento de todo tipo y están formados por hielo, polvo y rocas de diferentes fuentes. Estos cuerpos celestes giran alrededor del Sol en órbitas elípticas, parabólicas o hiperbólicas y son identificables porque a medida que se acercan a la estrella, el calor derrite sus capas de hielo y les da una «cola» gaseosa muy distintiva. Se sabe que los cometas forman parte del sistema solar con trayectorias predecibles, como el famoso cometa Halley, que nos pasa cada 76 años.

Se desconoce el origen exacto de los cometas, pero todo apunta a que pueden proceder de grupos transneptunianos como la Nube de Oort o el Cinturón de Kuiper en el borde del sistema solar, a unas 100.000 UA del Sol.

Asteroides

meteoritos

Los asteroides son objetos rocosos con múltiples composiciones (generalmente elementos metálicos o minerales) y formas irregulares, mucho más pequeñas que los planetas o las lunas.

Sin atmósfera, la mayor parte de la vida en nuestro sistema solar forma un enorme cinturón entre Marte y Júpiter que separa los planetas interiores de los planetas exteriores. Otros, en cambio, vagan por el espacio, atravesando órbitas planetarias o convirtiéndose en satélites de alguna estrella más grande.

Meteoroides

Este es el nombre que reciben los objetos más pequeños de nuestro sistema solar, menores de 50 metros de diámetro pero mayores de 100 micrómetros (y por lo tanto más grandes que el polvo cósmico).

Pueden ser fragmentos de cometas y asteroides que han estado rezagados, probablemente atraídos por la gravedad del planeta, a sus atmósferas y convertidos en meteoritos. Cuando ocurre esto último, el calor de fricción con el aire atmosférico los calienta y los vaporiza total o parcialmente. En algunos casos, fragmentos de meteoros golpean la superficie de la Tierra.

Nebulosas

Las nebulosas son acumulaciones de gas, principalmente hidrógeno y helio, junto con polvo cósmico y otros elementos, dispersos por el espacio, más o menos mantenidos en su lugar por la gravedad. A veces, este último es lo suficientemente fuerte como para comenzar a comprimir todo este material estelar, creando nuevas estrellas.

Estos cúmulos de gas, a su vez, pueden ser producto de la destrucción de estrellas, como las supernovas, o de la acumulación de material sobrante del proceso de creación de estrellas jóvenes. La nebulosa más cercana a la Tierra es la Nebulosa Helix, a 650 años luz del sol.

Galaxias

Los cúmulos de estrellas, cada uno con probabilidad de tener su propio sistema solar, junto con las nebulosas, el polvo cósmico, los cometas, los cinturones de asteroides y otros objetos celestes, forman unidades más grandes llamadas galaxias.

Dependiendo del número de estrellas que componen una galaxia, podemos hablar de galaxias enanas (107 estrellas) o galaxias gigantes (1014 estrellas); pero también podemos clasificarlas en espirales, elípticas, lenticulares e irregulares.

La galaxia en la que se encuentra nuestro sistema solar es la Vía Láctea, llamada así por la leche materna de Hera, la diosa del panteón de la antigua civilización griega.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre qué es un astro, sus características e importante.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.