Procesos geológicos internos

magma

El ciclo geológico depende de una serie de efectos que se ponen en marcha por procesos geológicos internos que actúan sobre las litologías. Si bien no son tan evidentes como los procesos geológicos externos, la importancia de estos procesos internos es innegable ya que tienen un profundo impacto en la composición y estructura de las rocas.

Por ello, en este artículo vamos a contarte qué son los procesos geológicos internos, sus características e importancia.

Qué son los procesos geológicos internos

procesos geologicos internos

Los procesos geológicos internos se refieren a los movimientos y actividades naturales que tienen lugar dentro de la corteza y el manto de la Tierra. Estos procesos pueden incluir erupciones volcánicas, terremotos y cambios de placas tectónicas.

Los procesos geológicos que ocurren en el interior de la Tierra se consideran internos, ya que se originan a partir de mecanismos situados debajo de la corteza terrestre, a pesar de tener manifestaciones externas. Estos procesos no son tan dinámicos como otros agentes y su desarrollo abarca millones de años. Como resultado, las causas detrás de estos procesos no pueden observarse directamente, aunque sus efectos a menudo son evidentes.

El grado de tierra afectada por una fuerza geológica que se origina en su interior es de mayor importancia. Aunque el viento de levante incide en un determinado tramo del litoral (una fuerza externa), las litologías de toda la península están influenciadas por el movimiento de las placas tectónicas (una fuerza interna). Como resultado, desempeñan un papel importante en la configuración de las características topográficas de la región.

Los procesos geológicos que ocurren internamente son alimentados por el calor natural generado por los elementos radiactivos de la Tierra, que se disipan hacia la superficie del planeta. Estos procesos son responsables de la formación, estructura y disposición de las litologías. Por el contrario, los agentes geológicos externos actúan para refinar las rocas mediante la erosión, la erosión y la sedimentación, así como mediante la diagénesis.

Características de los procesos geológicos internos

vulcanismo

Orogénesis

Las cadenas montañosas, comúnmente denominadas orogenia, se forman por los procesos de deformación que resultan de la interacción de placas tectónicas durante diversas etapas geológicas. Como resultado, la orogénesis afecta vastas regiones de tierra e influye en la distribución de entidades geológicas externas. Además, la orogenia engloba una serie de eventos que pueden tener un impacto global y dar lugar a otros agentes geológicos internos.

Debido a su susceptibilidad a intensas presiones tectónicas y diversos orígenes, las zonas geológicamente activas de márgenes convergentes albergan orógenos. Estos orógenos se pueden clasificar en varios tipos según la forma en que se crean.

  • Orógenos de subducción: Las cadenas montañosas, conocidas como orógenos de subducción, se crean en el punto de convergencia entre dos placas tectónicas donde una placa se desliza debajo de la otra. Esta colisión puede producir arcos de islas, que pueden ocurrir cuando dos placas oceánicas se juntan, o un orógeno térmico si una placa oceánica choca con una continental. En el primer escenario, la pronunciada pendiente de subducción y el alto nivel de actividad volcánica dan lugar a profundas fosas. En este último, la pendiente no es tan pronunciada, lo que permite que los sedimentos se acumulen en el prisma de acreción. Además, la presencia de agua y la fricción pueden provocar la formación de eventos sísmicos y volcánicos.
  • Orógenos de acreción: resultan de la fusión de microplacas continentales más pequeñas con un orógeno más grande, lo que lleva a una expansión de tamaño. Las Montañas Rocosas sirven como excelente ejemplo de esta categoría de formaciones geológicas.
  • Orógenos de colisión: Cuando dos placas tectónicas con una mezcla de características se encuentran en una colisión orógena, sus porciones continentales se juntan a medida que avanza la subducción. Esta colisión da como resultado la presencia de materiales de placas oceánicas en el centro del orógeno, lo que tiene importantes implicaciones académicas.
  • Orógenos intraplaca:  se forman cuando una cuenca sedimentaria se comprime como resultado de una reinversión tectónica. Esto ocurre a menudo, ya que las fuerzas geológicas internas aprovechan áreas de debilidad, como las fracturas, que ofrecen menos resistencia durante el cambio en las direcciones de las fuerzas. Un ejemplo de orógeno intraplaca se puede encontrar en el Sistema Ibérico ubicado en España.

Magmatismo

los procesos geologicos internos

La génesis de este fenómeno se remonta a la generación de calor interno, y sus efectos se sienten en las litologías con las que entra en contacto. Vale la pena señalar que una disminución de la presión puede alterar el equilibrio de la cámara de magma y provocar una erupción. Además, la circulación y el burbujeo de magma pueden provocar la fractura de las litologías circundantes y provocar actividad sísmica. Además, el aumento repentino de la temperatura y diversos factores de composición también desempeñan un papel considerable en la configuración del medio ambiente.

El impacto del vulcanismo en el terreno está fuertemente influenciado por el tipo específico de actividad volcánica involucrada. Después de una erupción, el paisaje se transformará y la disposición de sus elementos reflejará esta transformación. Las rocas ígneas resultantes serán de naturaleza volcánica o plutónica, dependiendo del evento particular que haya ocurrido. Estos procesos geológicos internos pueden manifestarse en límites divergentes, donde los materiales del manto, como crestas y fisuras continentales, se elevan, o en márgenes convergentes, donde las capas experimentan fricción durante los procesos de subducción. Además, las zonas intraplaca pueden verse afectadas por la presencia de puntos calientes.

Metamorfismo

El metamorfismo es un proceso que ocurre dentro del interior de una roca, caracterizado por cambios fisicoquímicos provocados por una combinación de temperaturas más altas, mayor presión y la introducción de fluidos durante el entierro. La fusión no es un factor durante este proceso, lo que conduce a cambios en las propiedades minerales a través de medios tales como reordenamiento, recristalización, transformación y un aumento en la densidad mineral.

El metamorfismo se puede clasificar según la escala o los factores considerados. El metamorfismo regional se caracteriza por un aumento de la presión y la temperatura con la profundidad, lo que lo hace típico en zonas orogénicas y de subducción. Por otro lado, el metamorfismo dinámico pone mayor énfasis en la presión como factor determinante principal, mientras que la temperatura juega un papel secundario en la creación de fracturas. En la práctica, distinguir entre diagénesis y metamorfismo puede resultar complejo.

Deformación estructural

La deformación estructural se refiere al proceso por el cual una sustancia sufre un cambio en su forma debido a una fuerza o presión externa. Esto puede ocurrir a nivel macro o micro y puede resultar en alteraciones de las características físicas de la sustancia.

Las rocas pueden sufrir deformación por dos motivos: presión litostática o tensión tectónica. La presión litostática es causada por el espesor de la capa sedimentaria, que ejerce presión sobre las rocas debajo de ella por igual en todas las direcciones, lo que resulta en deformación. Además, dentro de esta categoría también se examina la presión del fluido de las sustancias dentro de los poros de la roca.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre los procesos geológicos internos y sus características.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.