Pequeña edad de hielo

cantidad de nevadas aumentada

La mayoría de las personas conocemos la edad de hielo convencional que ha tenido lugar en nuestro planeta. Sin embargo, hoy vamos a hablar de la pequeña edad de hielo. No se trata de un fenómeno global pero es un periodo de baja glaciación marcado por una expansión de los glaciares en la era moderna. Ocurrió entre los siglos 13 y 19, especialmente en Francia. Son uno de los países que más sufrió este tipo de bajada de temperatura. Este clima frío trajo algunas consecuencias negativas y provocó que el ser humano se tuviera que adaptar a nuevas condiciones ambientales.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte todo lo que debes saber sobre la pequeña edad de hielo y la importancia que tuvo.

Pequeña edad de hielo

pequeña edad de hielo

Se trata de un periodo de clima frío que se produjo en Europa y América del norte desde el año 1300 hasta la década de los 1850. Se corresponde a una época en la que las temperaturas varias mínimas y las medias eran menores de lo normal. En Europa este fenómeno se acompañaba, las cosechas, hambrunas y desastres naturales. No solamente provocaba el aumento de las precipitaciones en forma de nieve, sino que también reducía la cantidad de cosechas. Hay que tener en cuenta que la tecnología presente en este ambiente no era la misma que en la actualidad. En la actualidad tenemos muchas más herramientas para poder paliar las condiciones negativas que se nos presentan ante estas situaciones climáticas.

El comienzo exacto de la pequeña edad de hielo es bastante vago. Es complicado saber cuándo realmente empieza el clima a cambiar y afectar. Estamos hablando de que el clima es una recopilación de todos los datos obtenidos a lo largo del tiempo en una región. Por ejemplo, si recolectamos todas las variables también tales como la temperatura, cantidad de radiación solar, régimen de vientos, etc. Y lo sumamos a lo largo del tiempo, tendremos un clima. Estas características fluctúan año tras año y no son siempre estables. Cuando decimos que un clima es de un determinado tipo, es porque la mayoría del tiempo corresponde a valores de variables que encajan con este tipo.

Sin embargo, las temperaturas no son siempre estables y cada año van variando. Por ello, se hace difícil conocer bien cuando fue el principio de la pequeña edad de hielo. Dada la dificultad desde la estimación de estos episodios de frío, los límites de la pequeña edad de hielo varían entre los estudios que se pueden encontrar acerca de ello.

Estudios sobre la pequeña edad de hielo

trabajo en la edad de hielo

Los estudios del Laboratorio de Glaciología y Geofísica del Medio Ambiente de la Universidad de Grenoble y del Laboratorio de Glaciología y Geofísica del Medio Ambiente de la Escuela Politécnica Federal de Zurich, sugieren que las extensiones glaciales se deben a un aumento significativo precipitación, pero a un descenso significativo de las temperaturas.

Durante estos años, el avance los glaciares fue debido principalmente al aumento de más del 25% de las nevadas en la temporada más fría. En invierno es normal que haya precipitaciones en forma de nieve en muchos lugares. Sin embargo, en este caso, dichas precipitaciones comenzaron aumentar hasta tal punto de que existían en regiones donde antes no nevaba.

Desde el final de la pequeña edad de hielo el retroceso de los glaciares es casi continuo. Todos los glaciares han perdido cerca de un tercio del volumen total y el espesor medio se redujo en 30 centímetros al año durante este periodo.

Causas

pequeña edad de hielo en humanos

Vamos a ver cuáles son las posibles causas de la pequeña edad de hielo. No existe un consenso científico sobre las fechas y las causas que pudieron originar esta época glacial. Las causas principales pueden deberse a una menor cantidad de radiación solar que incide sobre la superficie terrestre. Esta menor incidencia de rayos del sol provoca un enfriamiento de toda la superficie y un cambio en la dinámica de la atmósfera. De esta forma, las precipitaciones en forma de nieve se dan de una forma más frecuente.

Otros explican que el fenómeno de la pequeña edad de hielo se debe a las erupciones volcánicas que han oscurecido un poco más en la atmósfera. En estos casos estamos hablando de algo similar a lo anterior pero con una causa diferente. No es que venga menos cantidad de radiación solar directamente desde el sol, sino que es el escurecimiento de la atmósfera lo que provoca una reducción de la radiación solar que incide en la superficie terrestre. Algunos de los científicos que defienden esta teoría afirman que entre los años 1275 y 1300, que era cuando comenzó la pequeña de hielo, 4 erupciones volcánicas en el espacio de cincuenta años serían responsables de este fenómeno puesto que se provocaron todas en esa época.

Los polvos volcánicos reflejan la radiación solar de una manera sostenible y va disminuyendo el calor total que recibe la superficie terrestre. Los EE.UU. National Center for Atmospheric Research (NCAR) ha desarrollado un modelo climático para poner a prueba los efectos de las erupciones volcánicas repetidas, durante un período de cincuenta años. Los efectos acumulativos que se han dado a causa de estas erupciones volcánicas sobre el clima por aprueba todos los efectos de las erupciones volcánicas repetidas. Todos estos efectos acumulativos darían a luz a la pequeña edad de hielo. Refrigeración, expansión de hielo marino, cambios a la circulación de agua y disminución del transporte de calor a la costa atlántica son escenarios más probables de la pequeña edad de hielo.

Periodos de glaciaciones

Sin embargo, hay que tener en cuenta que la intensidad de la pequeña edad de hielo no es comparable con otros periodos largos e intensos que ha tenido nuestro planeta a nivel de glaciación. Las causas del fenómeno climático no son bien conocidas pero después de este evento que cuando han aparecido los organismos multicelulares. Esto hace que a nivel evolutivo, la edad de hielo de tuvo lugar en nuestro planeta hace 750 millones de años pudo ser positiva.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre la pequeña edad de hielo y sus características.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.