Los papamoscas acollarados, su mancha y el cambio climático

mancha papamoscas

El cambio climático puede afectar a muchas especies animales y vegetales de una manera que ni podemos imaginar. Desde fragmentaciones en su hábitat hasta cambios en la fenología y sus ciclos, el cambio climático está provocando muchos cambios (algunos de ellos irreversibles) en muchas especies de todo el mundo.

En este caso vamos a hablar del macho del papamoscas acollarado. Un ave cuya mancha blanca que tiene en la cabeza es de vital importancia para su reproducción y emparejamiento. ¿En qué medida le está afectando el cambio climático a este precioso pájaro?

La estrategia el papamoscas acollarado

El macho del papamoscas acollarado tiene una mancha blanca en la cabeza y es de vital importancia para su búsqueda de hembra. Cuanto más grande sea la mancha de la cabeza, más atractivo es para las hembras y más probabilidades tienen de transmitirlo en sus genes. Esto ha sido así desde siempre. Sin embargo, desde hace varias décadas, algo ha cambiado.

El cambio climático está afectando negativamente a este pájaro. Lo hace de tal forma que los machos con la mancha más pequeña están sobreviviendo más que los de mancha grande y están teniendo más descendencia.

papamoscas

El papamoscas acollarado (Ficedula albicollis) es un ave paseriforme, las que se conocen como pájaros. Apenas supera los 18 gramos de peso, anida en el norte y centro de Europa, de la que huye apenas se acaba el verano, refugiándose en África. Presenta un gran dimorfismo sexual. Las hembras son de color grisáceo, mientras los machos combinan el blanco y el negro como si fueran orcas u osos panda. Además, presentan una mancha blanca en el frontal de la cabeza, sobre el pico. El mayor tamaño de esa mancha está relacionado con la tenencia de un mayor territorio y mayores posibilidades de atraer a las hembras y procrear.

Los expertos en estas aves los han estado estudiando durante 36 años. Las primeras veces que los atrapaban y los anillaban iban comprobando el éxito reproductivo del que gozaban al tener la mancha de la cabeza más grande. Sin embargo, a mediados de los años 90, las cosas empezaron a cambiar y se han acelerado durante esta última década.

El empequeñecimiento de la mancha

En la segunda mitad de los estudios realizados por los expertos, se han dado cuenta que los machos que tienen la mancha frontal más pequeña sobreviven más y tienen más descendencia. Se estima en el estudio que la reducción de la mancha torna el 11% menos. Lo que les llamaba la atención es que no sabían si relacionar el empequeñecimiento de la mancha con su capacidad de adaptación de los propios pájaros para aquellos que tenían la mancha más pequeña. Pero no tenía sentido ya que en la primera parte del estudio, eran los que tenían la mancha más grande los que sobrevivían.

papamoscas acollarado

Sin embargo, ahora en la actualidad, los papamoscas acollarados con manchas más pequeñas tienen ahora más territorio y atraen más a las hembras

¿Qué ha cambiado?

Los expertos han manejado numerosas variables para explicar la reducción de la mancha en la cabeza. Pero se han quedado con las relacionadas con el cambio climático. Debido a que las temperaturas globales han aumentado desde la década de los 80 hasta hoy día, en las primaveras más cálidas (durante los meses de cortejo y apareamiento) les va mejor a los pájaros con las manchas más pequeñas. Es por eso que el cambio climático se estaría ejerciendo una presión selectiva en favor de los menos dotados.

“No estamos seguros de qué crea la diferencia de aptitud, ni antes ni ahora. Quizá el cambio climático ha dificultado la cría de estas aves, especialmente porque deben migrar a África. Es posible que esto suponga que los machos con las manchas más grandes tengan que trabajar más duro ahora: además de alimentar a sus polluelos, estos machos se ven implicados en más enfrentamientos con otros machos. Es el reverso del éxito reproductivo. Las manchas grandes atraen a las hembras, pero también a los machos retadores.” Comentan los expertos de estas aves.

Como conclusión se saca que el adelanto de la primera y la traslación al norte son los dos efectos del cambio climático que más afectan a las aves.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Escribe un comentario