Las emisiones de metano pueden destruir lo conseguido en la lucha contra el cambio climático

emisiones de metano

Desde la entrada en vigor del Acuerdo de París, los políticos de muchos países del mundo se han comprometido a frenar las emisiones de gases de efecto invernadero, entre ellos más el CO2. La economía mundial ha demostrado que se puede crecer sin emitir más cantidad de gases de invernadero, ya que las emisiones globales se mantienen más o menos estables por tres años consecutivos  .

Sin embargo, casi un centenar de científicos han trabajo para publicar un estudio donde muestran que la liberación explosiva del metano (otro gas de efecto invernadero) en nuestra atmósfera amenaza con destrozar todo lo que se está haciendo en la lucha contra el cambio climático.

El gas metano

El metano es, junto al CO2 y el óxido de nitrógeno, uno de los principales gases de efecto invernadero. Aunque el dióxido de carbono es el culpable del 80% del calentamiento global, el metano atrapa 28 veces más calor. Ahora mismo, en la actualidad, su concentración en la atmósfera es muchísimo menor que la del CO2. Mientras que el CO2 superó las 400 partes por millón, el metano alcanzó las 1.834 pero por cada mil millones.

En el informe que se ha publicado sobre el metano se descubre que desde hace años en los que se habían estabilizado las emisiones de metano, hace una década volvieron a comenzar a crecer y no lo han hecho hasta ahora. Entre el año 2006 y el 2015 su aumento de la concentración en la atmósfera ha aumentado en 20 veces más. Se han emitido tales cantidades de metano a la atmósfera, que al ciclo natural de retirada de gas no le da tiempo  de asimilarlo y no puede absorberlo.

metano

La estabilización reciente que hemos tenido en estos últimos tres años de las emisiones de CO2 es radicalmente diferente del reciente y rápido aumento del metano. En el estudio realizado han participado unos 90 investigadores de 50 instituciones. Se trata de un informe muy completo hasta la fecha sobre cuánto metano hay en la atmósfera, que cantidad se extrae del ciclo cada año y de dónde proceden todas las emisiones de este gas de efecto invernadero.

Reducir las emisiones de metano

La producción de comida es responsable de un tercio de las emisiones humanas de metano. Con el Acuerdo de París se intenta reducir las emisiones de CO2 dependiendo del desarrollo de cada país. Sin embargo, no se habla del metano y es uno de los graves problemas ya que, reduciendo las emisiones de CO2 se puede intentar no alcanzar el aumento de los 2 grados las temperaturas medias globales, pero, en este caso, también contamos con el gas metano, que atrapa mucha más calor que el CO2.

metano vacas

Si la concentración de este gas en el aire supera las 1.900 ppmm, la reducción de las emisiones de CO2 se vería neutralizada por el potente efecto invernadero del CH4. Recuerdo que la concentración actual está en 1.834.

¿De dónde viene tanto gas metano?

Para poder evitar el aumento de los dos grados de temperatura global, no sólo tenemos que reducir las emisiones de CO2, sino también las de metano. De los 558 millones de toneladas de metano emitidas cada año, el 60,8% se deben a actividades humanas y el resto son de origen natural (humedales, termitas, metano geológico…) Un tercio de las emisiones antrópicas procede de la ganadería y, en concreto, del sistema digestivo de los 2.500 millones de cabezas de ganado que, entre vacas, ovejas y cabras, alimentan a media humanidad. Y son millones de humanos los que dependen del arroz para subsistir. Los arrozales son responsables de otro 9% del metano que cada año llega a la atmósfera.

emisiones metano

Existen otras fuentes de origen humano, como la gestión de los residuos o las aguas residuales que producen también emisiones de metano y que se podrían reducir con el uso de la tecnología. Sin embargo, reducir la parte generada en la producción de comida podría afectar a la seguridad y la soberanía alimentaria de muchas regiones. De hecho, como muestra este estudio, la ganadería y la agricultura son dos de los responsables del actual incremento de las emisiones.

El problema de todo esto son los países pobres, que no pueden complicarse con algo que ya es complicado para ellos como es abastecer a la población con recursos alimenticios. Aunque el metano amenaza con debilitar la lucha contra el cambio climático, el problema podría convertirse en oportunidad, ya que el metano solo dura 10 años en la atmósfera gracias a la presencia de oxígeno.

 

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Escribe un comentario