¿Qué son los biomas? Características y tipos de biomas

Biomas

En muchos artículos y documentales de naturaleza se nombra la palabra bioma. Suena como algo relacionado con los ecosistemas, algo que tiene que ver con la vida (de ahí el prefijo bio-). Sin embargo, más que relacionado con la biología y las ciencias naturales, se trata de un concepto usado en la climatología.

Entonces se define bioma como un área geográfica, normalmente, grande en tamaño, en el que se encuentran grupos de animales y plantas que puede permanecer allí debido a la capacidad que tienen de adaptarse al entorno. Es decir, son capaces de vivir en el medio que les rodea aunque existan cambios en las condiciones.

La variable que condiciona el área de distribución de las especies animales y vegetales es el clima. Las condiciones que crea el clima son las que favoreces a la formación de un determinado tipo de suelo. Gracias al tipo de suelo puede dar lugar a especies determinadas de plantas y, a su vez, se pueden desarrollar distintas especies de animales. Por lo tanto, es el clima el que condiciona el bioma.

Características de los biomas

Debido a la acción del hombre y los efectos negativos del cambio climático, se producen cambios en las características del clima. A medida que se van produciendo cambios en el clima y en las zonas específicas donde se desarrollan los animales y las plantas, éstas pueden resultar amenazadas. Muchas de las especies que viven en estos lugares son capaces de poder adaptarse y sobrevivir ante las nuevas condiciones y los nuevos escenarios, pero, desagraciadamente, no todas las especies tienen la misma capacidad de adaptación y mueren.

Hojas mojadas por la lluvia

Los biomas afectan de manera importante a las características de los medios naturales. Cuando un bioma alberga gran cantidad de individuos de una determinada especie, estos pueden dominar sobre otras especies y hacer que éstas luchen por su supervivencia. Sin embargo, por el contrario, si en el bioma existe poca abundancia de una determinada especie de planta, y existen animales que las necesitan como alimento, ésta será un factor limitante importante para la supervivencia de la especie animal. Es por ello que los biomas condicionan la vida de muchos seres vivos.

Es por eso que es de vital importancia aprender y conocer todo lo posible acerca de estos biomas debido a que las acciones humanas pueden alterar el equilibrio natural de los elementos que lo componen. Son muchas las especies que viven en un bioma y de muchas de ellas apenas tenemos conocimiento sobre su forma de vida, etc. Sin embargo, es importante conservarlas al igual de las que tenemos conocimiento y sabemos cómo funcionan ya que algunas de las especies que habitan en los biomas, aunque algunos sean seres vivos grandes y otros extremadamente pequeños, son extremadamente dependientes el uno del otro.

Tipos de biomas en el mundo

Tipos de biomas en el mundo

Para que un bioma sea reconocido como tal existen numerosas variables a tener en cuenta. Lo primero es que el clima de lugar sea evaluado ya que no pueden existir demasiadas variables que lo condicionen. Por  otro lado, la distribución geográfica de un área en particular afecta a los biomas que la componen. Por lo que resulta importante poder descubrir el tipo de adaptación que puede tener un animal o una planta para poder seguir prosperando en un bioma a pesar de los cambios que se pueden producir en él debido a las acciones del ser humano y las naturales. También es importante conocer la adaptación de cada especie debido a que no sólo nos referimos a los cambios físicos que se pueden producir sino a los cambios en el comportamiento. Estos comportamientos se pueden estudiar para poder conocer los indicadores claves para ver cómo un ser vivo es capaz de adaptarse ante los cambios del medio.

Las plantas y los animales, por separado, pero a la vez juntos, trabajan para poder constituir los diferentes biomas que existen en el mundo. Decimos que están separados, porque las plantas son organismos distintos a los animales, con un comportamiento y fisiología totalmente distintos. Lo que los une a ambos, es que muchas especies de plantas dependen de los animales para polinizar y poder dispersar sus semillas y a menudo, los animales dependen de las plantas como fuente de alimento.

La importancia de los biomas

En la sociedad que tenemos hoy en día, tan urbanizada e industrializada, es difícil poder ver la importancia vital que tienen las plantas en el mundo. Son muchas las personas que no creen que las plantas desempeñen un papel tan importante en el planeta. Lo más importante que hace vital a la plantas en nuestras vidas, es que sin ellas, la vida animal en la Tierra moriría. Esto es, los animales herbívoros no podrían alimentarse y por ende, los animales carnívoros no tendrían alimento. La cadena se rompería y el funcionamiento de los ecosistemas naturales se destruiría. Eso también nos afectaría a nosotros. Es decir, nosotros consumimos muchas plantas para obtener nutrientes para nuestra salud y nuestro correcto funcionamiento. Pero también consumimos animales, es por ello, que las plantas y animales son fundamentales para la vida en el planeta. Sin embargo, las plantas por sí solas, muchas de ellas, si podrían sobrevivir sin los animales.

biomas y su importancia

Las plantas están en nuestra vida diaria

También debemos mencionar que uno de los elementos esenciales que necesitamos para vivir tanto nosotros como el resto de seres vivos es el oxígeno. Éste es producido por las plantas, por lo que tenemos otro motivo para decir que son muy importantes en la vida en el planeta. Visto de otra forma, las plantas necesitan del dióxido de carbono que exhalan los animales para poder hacer la fotosíntesis. La fotosíntesis es un proceso clave para todas las formas de vida animal y vegetal y, por supuesto, la nuestra.

Factores que determinan los biomas

Dos factores importantes que determinan los animales y las plantas que viven en cualquier bioma son las temperaturas y las precipitaciones. Dependiendo del rango de temperatura y niveles de precipitaciones anuales que existan en el bioma, dependerá el número de especies que puedan vivir allí.

También debemos de mencionar la competencia entre especies como factor determinante en un bioma. Muchas especies de animales y plantas no pueden vivir en un determinado bioma porque otras especies se lo impiden. Muchas veces compiten por alimento y otras por territorio.

Como hemos nombrado anteriormente, el factor más importante para la supervivencia de las especies es el clima. Es por ello que no encontramos con biomas como desiertos y selvas tropicales. El clima tiene todo el control sobre lo que va a vivir y crecer en cualquier bioma y éste también puede cambiar en función de la rotación de la Tierra, es por eso que algunas áreas poseen estaciones lluviosas y en otros períodos del año son calurosos y secos.

La lluvia condiciona algunos biomas

Debemos hacer un nombramiento a los cambios ambientales que ocurren en los biomas que pueden alterar el equilibrio ecológico y de los cuales no tenemos control. Hablamos de los fenómenos naturales de rango extraordinario como por ejemplo los tornados y huracanes. Estos fenómenos pueden alterar totalmente las condiciones del bioma y provocar  cambios en el clima que pueda condicionar que determinadas especies de animales y plantas que vivían en ese bioma, ya no puedan vivir más.

Tipos de bioma que existen en el mundo

En el planeta Tierra son numerosos los biomas que existen. Cada uno tiene sus propias características únicas y exclusivas que los hacen distintos de los demás. También existen especies de plantas y animales que marcan la diferencia. Para poder dar explicación a por qué algunas especies viven en un determinado lugar y no en otro, se investiga a fondo las características y funcionalidad de los biomas.

Mientras más sepamos sobre los biomas, mejor podremos comprender cómo las especies de plantas y animales dependen entre sí para poder sobrevivir. Antes hemos mencionado el equilibrio ecológico. Este equilibrio es vital para que las especies se puedan mantener en buen estado y puedan cumplir su función con el resto de especies y del ecosistema.

Mediante la clasificación de los biomas en distintos tipos, podemos dar explicación a por qué muchas especies animales y vegetales existen en determinados lugares del mundo y por qué no en otros. Hacemos una pequeña lista de los biomas que existen en nuestro planeta.

Biomas terrestres

Se trata de los biomas que se encuentran en la tierra y que no tienen nada relacionado con el mar o los océanos. Normalmente, poseen abundancia de vegetación aunque sí que tienen muchas variaciones dependiendo del clima en el que se encuentren y la latitud y altitud. Los más conocidos son la tundra, el bosque, los pastizales y el desierto.

Los biomas de la tundra

Tundra, biomas terrestres

Tundra

Se caracterizan por temperaturas extremadamente bajas y condiciones muy duras para la supervivencia de los seres vivos. Muy pocas especies de plantas y animales pueden sobrevivir en estos lugares. Abarcan los territorios de Rusia y el Ártico. Los seres humanos tienen grandes dificultades también para poder vivir en estos ecosistemas.

Los bosques

Bosques tropicales

Bosques tropicales

Se encuentran en áreas tropicales y subtropicales. Se caracterizan por su gran cantidad de humedad. En ellos las precipitaciones anuales son muy abundantes y existen gran riqueza de vegetación.

Los pastizales

Pastizales

Pastizales

Poseen gran abundancia de plantas, pastos y diversas especies de plantas con flores. Tienen una estación del año más seca y otra más lluviosa con temperaturas aceptables y estables todo el año. Gracias a estas condiciones estables, muchas más especies pueden vivir bien en estos ecosistemas.

El desierto

Desierto

Desierto

Es el bioma más caluroso del planeta. Es el contrario a la tundra. Se caracteriza por sus condiciones climáticas extremas de altas temperaturas y precipitaciones muy poco abundantes. Para el ser humano existe un gran riesgo de incendio por las altas temperaturas, es por ello que muchas áreas se queman debido a la poca humedad que hay. Los organismos que viven en estos ecosistemas están adaptados a la falta de agua y tienen mecanismos de reserva para poder sobrevivir.

Biomas de agua dulce

Estos biomas se caracterizan porque los organismos viven en agua dulce. La vida acuática es muy abundante y las condiciones de vida son totalmente distintas a la de los biomas terrestres. Los organismos que viven en estos lugares dependen de muchas variables. La profundidad del agua, la temperatura, el régimen del agua (es decir si se mueve o está estancada), etc.

Ríos

Cuando hablamos de biomas de agua dulce, se tiende a pensar en grandes masas de agua que albergan numerosas especies de plantas y animales. Pero no tiene por qué ser así. Los biomas de agua dulce son los lagos, ríos, arroyos, lagunas y humedales. Los humedales tienen gran relevancia en el cambio climático ya que albergan numerosas especies que son indicadores de los cambios climáticos. Cuando en un lago, o río vemos áreas repletas de musgo, podemos saber que existen organismos que viven en el agua y que se alimentan de estos para poder sobrevivir. Los musgos son indicadores de lugares con alta humedad, ya que la necesitan para vivir.

Biomas marinos

Los biomas marinos se diferencian principalmente de los biomas de agua dulce en que albergan agua salada. Entre ellos nos encontramos los mares, océanos, estuarios y arrecifes de coral. El bioma marino es el que más extensión tiene en todo el planeta. Los arrecifes de coral están siendo gravemente afectados por los efectos del cambio climático. Cuando las temperaturas de los océanos aumentan (como lo están haciendo actualmente por el aumento del efecto invernadero y el calentamiento global), los arrecifes de coral sufren “una enfermedad” llamada blanqueamiento. Los arrecifes se vuelven blancos y pierden capacidad de reproducción hasta morir. Cuando los arrecifes de coral mueren, todas las especies que estén relacionados con ellos y que son dependientes para poder sobrevivir también son afectados negativamente.

Biomas marinos

Hoy en día podemos estudiar la relación de los seres vivos en estos biomas marinos gracias al desarrollo de nuevas tecnologías (como por ejemplo las cámaras subacuáticas) que nos permiten grabar el fondo marino y todo lo que ocurre en él.

Biomas endolíticos

Los biomas endolíticos están siendo objeto de discusión de expertos por si forman parte de otra clasificación totalmente distinta. Sin embargo, son muchos los científicos que afirman que merecen la categorización adecuada que le estamos dando. Este tipo de bioma se puede encontrar en el resto de biomas ya que engloban todos los tipos de formas de vida microscópicas.

biomas endolíticos

Los organismos que viven  en estos biomas suelen hacerlo en los poros de las rocas y en lugares muy difíciles de ver e identificar, pero que son condicionantes para la vida.

Biomas antropogénicos

Aunque cada vez que se habla de medioambiente, biomas, ecosistemas, etc. Hablamos de naturaleza, animales y plantas, el ser humano es vital incluirlo ya que es el principal factor que condiciona los cambios en los biomas. Estos biomas engloban las zonas más alteradas por los seres humanos. Las zonas empleadas para la agricultura y la ganadería pertenecen a los biomas antropogénicos. Si se realizan estudios sobre qué vegetación crece mejor y en qué lugares se pueden optimizar las siembras de un año a otro y obtener mejores beneficios con cosechas más grandes y productivas.

Dependiendo de las zonas del planeta que estudiemos, podemos estudiar las distintas especies de plantas que se cultivan y se comercian. Optimizando las condiciones naturales podemos hacer que las cosechas sean mejores y menos dañinas. Es decir, si realizamos un estudio sobre qué especie de planta crece mejor dependiendo de las condiciones del lugar y la sembramos, obtendremos mejores resultados con menos esfuerzos. Por ejemplo, la siembra de especies de regadío como el aguacate y los mangos en zonas de secano donde las precipitaciones son escasas. Si se cultivan estos frutos en zonas más lluviosas y húmedas se obtendrán mejores cosechas con unos costes de producción menor, por lo que los beneficios obtenidos serán mayores y los impactos en la naturaleza menores (impactos sobre el uso del agua de regadío en lugares con pocas precipitaciones anuales).

Agricultura, biomas antropogénicos

También es importante conocer el tipo de relación que tienen las plantas que cultivamos con los animales del alrededor. De esa forma podemos conocer el tipo de equilibrio que tienen y poder utilizar más o menos pesticidas.

El ser humano, el cambio climático y los biomas

Al mencionar al ser humano, tenemos que mencionar el cambio climático. No podemos dudar que el hombre ha afectado a nuestro planeta de manera negativa. Los efectos del calentamiento global están siendo cada vez más catastróficos en los ecosistemas. Han aumentado la temperatura de muchos ecosistemas fríos. Esto provoca cambios en el área de distribución de muchas especies que necesitan de temperaturas más bajas para poder vivir y a la vez, un aumento en las zonas en las que pueden sobrevivir determinadas especies que necesitan temperaturas más altas.

Impactos del ser humano en el mediombiente

Estudiando los biomas antropogénicos nombrados anteriormente se puede obtener la oportunidad para poder realizar actividades de manera más correcta con el medioambiente de manera que el impacto sea lo menor posible. También nos permite tomar buenas decisiones sobre cómo nuestras actividades económicas pueden afectar al resto de seres vivos.

Es por ello que conocer los biomas del planeta es de vital importancia para conocer las relaciones de todos los individuos, tanto de animales y plantas, como de nosotros con el resto de organismos que pueblan nuestro planeta.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Escribe un comentario