Tormentas eléctricas

Es posible que alguna vez hayas vivido una tormenta eléctrica pero no sepas bien ni cómo se ha producido ni cuáles son sus daños potenciales. Según la definición que hay en la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés), una tormenta eléctrica es aquella producida por un tipo de nube cumulonimbus y que está acompañada de relámpagos y truenos.

En este artículo te vamos a explicar en profundidad todo acerca de las tormentas eléctricas. ¿Quieres conocer cómo se forman y qué daños puede producir? Sigue leyendo y aprenderás todo sobre ello 🙂

Tormentas eléctricas

Este tipo de tormentas son fenómenos meteorológicos bastante interesantes y temido por gran parte de la población. Esto se debe a que tiene un potencial de peligrosidad bastante alto y provoca gran ruido desagradable. Por lo general, cuando hay una tormenta eléctrica viene acompañada de lluvias intensas y abundantes. Traen consigo truenos fuertes pero de poca duración. También los hay de los que se vislumbran por todo el cielo de la ciudad.

Cuando una persona observa detenidamente una tormenta eléctrica puede ver que es como si tuviera forma de yunque. Esto es debido a que las nubes en la parte superior están en forma plana. Y es que las tormentas eléctricas pueden suceder en cualquier parte del mundo, siempre y cuando se den condiciones de calor y humedad necesarios.

Por otra parte existe lo que se conoce como una tormenta severa. Esto es, un fenómeno similar al descrito, pero acompañado de una caída de granizos de tamaños de hasta una pulgada o mayor. Además, se producen rachas de vientos superiores a los 92,5 km/h. En algunas ocasiones se puede apreciar la producción de un tornado que acaba por devastar todo lo que hay a su paso.

Estas tormentas son más frecuentes en los meses de primavera y verano cuando llega el atardecer o durante las noches.

Formación de las tormentas eléctricas

Para que se forme un fenómeno meteorológico de esta envergadura se necesita bastante humedad, un aire que sea ascendente e inestable y un mecanismo de elevación que empuje el aire. El proceso por el que se forma es el siguiente:

  1. Lo primero de todo, debe existir aire caliente que esté lleno de vapor de agua.
  2. Ese aire caliente comienza a subir, pero se mantiene más caliente que el aire que le rodea.
  3. Conforme va ascendiendo, el calor que tiene se va transfiriendo desde la superficie de la tierra hasta los niveles más altos de la atmósfera. El vapor de agua se enfría, condensa y es cuando se empiezan a formar las nubes.
  4. La parte superior de la nube está más fría que la inferior, por lo que el vapor de agua que hay en la parte superior se convierte en trozos de hielo que crecen continuamente.
  5. El calor dentro de la nube comienza a aumentar y se crea aún más vapor. A su vez, el viento frío sopla desde la parte superior de la nube.
  6. Finalmente, los trozos de hielo del interior de la nube son arrastrados hacia arriba y hacia abajo por el viento. El choque entre los trozos es lo que producen las chispas que saltan y crean regiones con gran carga eléctrica. Es esto lo que posteriormente aparecen como relámpagos.

Tipos de tormentas eléctricas

Porque no sólo hay un tipo de tormenta eléctrica. Existen distintos tipos dependiendo de su formación y transcurso. Resumimos aquí los tipos:

  • Célula simple. Se trata de tormentas débiles y con una duración bastante corta. Pueden llegar a producir lluvias fuertes y relámpagos.
  • Multicelular. Consisten en dos o más células. Es capaz de durar varias horas y llegar a producir precipitaciones intensas acompañadas de granizo, vientos fuertes, tornados breves y hasta inundaciones.
  • Línea de turbonada. Es una línea sólida o casi sólida de tormentas activas acompañada de lluvias intensas y fuertes ráfagas de viento. Mide entre 10 y 20 millas de ancho (16-32.1 kilómetros).
  • Eco en arco. Este tipo de tormentas eléctricas se basa en un eco de radar lineal curvado en forma de arco. En el centro se desarrollan vientos en línea recta.
  • Supercélula. Esta célula mantiene toda una región persistente de corrientes ascendentes. Dura más de una hora y puede preceder a tornados grandes y violentos.

Rayos en las tormentas eléctricas

Uno de los fenómenos que tiene lugar durante las tormentas son los rayos. Los rayos no son más que cortas descargas de electricidad que tienen lugar en el interior de la nube, entre nube y nube o desde una nube hasta un punto del suelo. Para que tenga lugar un rayo que tope con el suelo, debe ser un lugar elevado y que exista un elemento que resalte sobre los demás.

La intensidad que posee un rayo es mil veces superior a la corriente que tenemos en casa. Si somos capaces de morir electrocutados por las descargas de un enchufe, imaginaos lo que puede hacer un rayo. Sin embargo, existen muchos casos en los que personas que han sufrido el golpe de un rayo, han sobrevivido. Esto se debe a que la duración del rayo es muy corta, por lo que su intensidad no llega a ser mortal.

Son rayos son capaces de propagarse a unos 15.000 kilómetros por hora y medir de largo cerca un kilómetro. Se han podido registrar en tormentas muy grandes hasta rayos de cinco kilómetros de longitud.

Por otro lado, tenemos el trueno. El trueno es la explosión que provoca la descarga eléctrica que es capaz de retumbar durante mucho tiempo a causa de los ecos que se forman entre las nubes, el suelo y las montañas. Mientras más grandes y densas sean las nubes, mayor es el eco que se produce entre ellas.

Debido a que el rayo se propaga más deprisa por la velocidad de la luz, vemos el rayo antes de oír los truenos. Sin embargo, esto ocurre simultáneamente.

Efectos negativos y daños provocados

Este tipo de fenómenos meteorológicos causan numerosos daños. Si persisten durante mucho tiempo pueden dar lugar a inundaciones. Los vientos por sí solos son capaces de derribar árboles y otros objetos más grandes. En numerosas ocasiones se corta el suministro eléctrico debido a los daños que se producen en las líneas eléctricas.

Cuando se ocasionan tornados se pueden destruir construcciones en tan solo unos minutos.

Como pueden ver las tormentas eléctricas son fenómenos muy peligrosos de los que hay que refugiarse.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:

Estaciones meteorológicas



Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de medioambiente a los lectores de manera sencilla, clara y entretenida para que se aprendan los valores de la naturaleza y la necesidad de preservarla.

Un comentario

  1.   Tito Erazo dijo

    Saludos, interesante la explicación, sobre las tormentas eléctricas, sin embargo quiero compartir con Uds., que en mi país Ecuador y concretamente en Manabí, provincia costera también se producen tormentas eléctricas, con la particularidad que en las nubes que se forman, no hay patículas de hielo, si no que la humedad que contienen está formada por partículas microscópicas de agua, y que como sabemos al condensarse forman gotas grandes que se precipitan. Posiblemente en la región de la Sierra de mi pais, se produzcan las tormentas eléctricas como bien lo explica, porque es fría y si se producen nevadas. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.