Rosalind Franklin

descubridora del ADN

El machismo ha provocado numerosos problemas en el mundo de la ciencia. Una de las mujeres más relevantes en el mundo de la biofísica y la cristalografía fue Rosalind Franklin. Se trata de la verdadera descubridora del ADN. El problema es que a principios del siglo XX, las mujeres que se dedicaban al estudio de la ciencia eran ignoradas y despreciadas por las instituciones.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte todo lo que debes saber sobre Rosalind Franklin y la importancia que tuvo en el mundo de la ciencia.

Biografía de Rosalind Franklin

casa de la cientifica

A comienzos del siglo XX, cualquier científico que fuera mujer y se dedicará a la investigación era completamente ignorada. Llegaba a un punto en el que eran despreciadas. Las instituciones y toda la sociedad en conjunto había condenado a Rosalind Franklin aún anonimato injusto. Entre los logros más destacados de esta mujer científica señalamos el descubrimiento de la primera fotografía de la cara B del ADN hidratado. Fueron tres científicos los que obtuvieron el premio Nobel de Fisiología y Medicina tras el descubrimiento de la estructura del ADN. Lo que la mayoría de la gente no sabe es que diez años antes Rosalind Franklin ya había descubierto la otra foto.

Esta foto es conocida como la foto 51 y es una pieza clave para poder conocer todo sobre el ADN. Esta mujer nació en el distrito de Kensington, situado en Londres, en el año 1920. Su padre se preocupó de dar a todos sus hijos la mejor educación posible y esto hizo que Rosalind pudiera acusar sus estudios primarios y secundarios en colegios particulares. Desde que la pequeña demostró ser una muchacha bastante inteligente y que tenía una pasión excepcional por el interés de la ciencia.

Entre los estudios de Rosalind Franklin encontramos su presencia en numerosas conferencias de Einstein y tuvo el propósito a dedicar su vida al servicio de la ciencia. Empezó a estudiar la universidad y se interesó por la química, la física y las matemáticas. Al principio, el padre de Rosalind, al ver que quería estudiar sobre ciencia, se opuso abiertamente. Y es que en la época en la que se vivía las mujeres no podían dedicarse a la investigación. El mismo padre había estudiado ciencias y había aprendido alemán para poder intentar convertirse en  un científico bueno. A pesar de ello, no podía creen que su hija se tenía que dedicar a la investigación.

Conflictos con la familia

Rosalind Franklin y sus estudios

Este conflicto originado por los convencionalismos sociales provocó que tuviera mayores dificultades para poder estudiar lo que ella quería. Su padre y ella tenían en consideración que la educación era un valor primordial muy importante para el crecimiento personal de las personas y del avance de la sociedad. A pesar de los conflictos con la familia, Rosalind Franklin tuvo bastante inteligencia y determinación. Todo esto sumado a que sus padres eran de talante progresista pudo conseguir estudiar lo que quería.

Finalmente se pudo matricular en el colegio femenino de Cambridge en el año 1938. Se presentó al examen de ingreso en física y química y pudo estudiar estas disciplinas. El primer contacto de Rosalind Franklin con la cristalografía fue a raíz de los descubrimiento de los Bragg. Se demostró que cuando un haz de rayos X atraviesa un cristal, deja una especie de huelga de identidad. Si se estudia esta huellas se puede ver como es la estructura de la molécula del cristal y como están colocados sus átomos. Uno de los avances que pudo hacer en el mundo de la cristalografía era utilizar los rayos X para poder descubrir las estructuras de los cristales. A partir de ahí, decidió familiarizarse con el estudio en tres dimensiones de la materia que tenía un tamaño extremadamente pequeño.

Estudios superiores de Rosalind Franklin

Rosalind Franklin

A pesar de que su graduación fue en el año 1941 no pudo obtener la licenciatura ya que era mujer. Era bastante inteligente y a modo de compensación y por sus excelentes calificaciones recibido honores de segunda clase. Estos colores la reconocían apta para poder desempeñar un empleo. Pudo conseguir una pequeña beca por un año para poder seguir estudiando el departamento de investigación científica industrial y poder obtener el doctorado. Esta beca fue cedida a un estudiante refugiado de la II Guerra Mundial. Esto es debido a que su padre le pidió que cediera este dinero alguien que se lo mereciera.

La generosidad fue debido a que en el año 1939 la familia Franklin había estado muy cerca de quedar atrapado en Noruega ya que la II Guerra Mundial había iniciado cuando iban camino a casa.

Una vez colocada en el departamento de investigación científica industrial tuvo muy buena suerte. Y es que pudo trabajar con él fisicoquímico Ronald Norrish que fue un pionero en la fotoquímica y recibió un premio Nobel. Aparte de que Rosalind Franklin disfrutaba con su trabajo era bastante feliz. Podía vivir de forma independiente en un piso de alquiler y allí podía recibir a sus amigos y disfrutar de su tiempo libre. Todo esto le ayudó a poder ser más constante en su trabajo y disfrutar de la vida.

Pudo aceptar un trabajo sobre el carbón vegetal, que se convertían un combustible con gran importancia ya que se empleaban como filtro en las cámaras de gas. Puedo investigar diferentes tipologías de carbón y contribuyó a la fabricación de una máscara de gas más eficaz

Éxitos de científica

En todos aquellos años se le otorgan al doctorado muy pocas personas. Rosalind Franklin fue una de las que pudo tener un doctorado a pesar de ser mujer. Su trabajo que expuso sobre las estructuras del carbón y grafito ayudó a otorgarle el título de doctora en física y química. También dio al panorama laboral que se le presentaba y decidió salir de Inglaterra. Pudo viajar a Francia y encontrar un gran trabajo. Gracias a Adrienne Weill, una discípula de Marie Curie, pudo hablar francés y aprender sobre diferentes trabajos.

Como pueden ver, las mujeres también han podido aportar al gran cantidad de información de la ciencia y ayudar en el avance de la misma. Espero que con esta información puedan conocer más sobre Rosalind Franklin y su biografía.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.