Índice NAO. Fases positivas y negativas

Como ya introducimos anteriormente, la fuerza de la NAO se describe mediante el índice NAO. El índice NAO es la diferencia entre la presión a nivel del mar entre dos estaciones situadas en las proximidades de los centros de las bajas de Islandia y las altas de las Azores. Stykkisholmur (Islandia) se usa como la estación del norte, mientras que Ponta Delgada (Azores), Lisboa (Portugal) y Gibraltar se usan como estación del sur.

 

La fase positiva del índice NAO  presenta unas presiones más altas que las habituales del centro de altas subtropicales y más profundas que las bajas presiones del Atlántico. El aumento de la diferencia de temperaturas da lugar a tormentas invernales más frecuentes e intensas que atraviesan el Océano Atlántico, así como a un desplazamiento más hacia el Norte. Como resultado de esto, se producen inviernos cálidos y húmedos en Europa e inviernos secos y fríos en Canadá y Groenlandia. En este caso, el Este de EEUU experimenta unas condiciones invernales templadas y húmedas. Por ejemplo, los altos índices de invierno/primavera de 1989 , 1990 y 1995 fueron causados por un desplazamiento neto de aire desde el Ártico e Islandia hasta el cinturón subtropical cerca de las Azores y de la Península Ibérica y se intensificaron los vientos del Oeste sobre el Norte del Océano Atlántico. Otros vientos más fuertes del Oeste originan un aire más húmedo y cálido sobre el continte europeo y dan lugar a unos inviernos marítimos más suaves.

 

 

 

La fase negativa del índice NAO muestra un débil centro de altas presiones subtropical así como un débil centro de bajas presiones de Islandia. El reducido gradiente de presión da como resultado un flujo menor y debilitado  que atraviesa a lo largo de una ruta más oeste-este. Conducen aire húmedo al Mediterráneo y al no existir un flujo intenso de oeste a este, el aire frío siberiano puede descender a latitudes muy bajas, por lo tanto se pueden producir nevadas más frecuentes en el sur de Europa.  Sin embargo, Groenlandia tiene unas temperaturas invernales más templadas. Los bajos índices de los inviernos/primaveras de 1917, 1936, 1963 y 1969 tuvieron unos vientos del oeste más tenues sobre el Norte del Océano Atlántico que se correspondían con inviernos europeos más fríos de lo habitual.

 

 

Fuente: ESPERE

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print
¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Categorías

Climatología

Mi nombre es Antonio, soy Licenciado en Geología, Master en Ingeniería Civil aplicada a la Obra Civil y Master en Geofísica y Metereología. He trabajado como geólogo de campo y como redactor de informes geotécnicos. También he realizado investigaciones micrometeorológicas para estudiar el comportamiento en el CO2 atmosférico y del subsuelo. Espero poder aportar mi grano de arena a que una disciplina tan apasionante como la meteorología sea cada vez más accesible para todos.

Un comentario

  1.   Sergio dijo

    gracias, muy interesante!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.