Homo antecessor

homo antecessor

En la evolución del ser humano tal como lo conocemos en la actualidad han existido numerosas especies. Una de ellas es el Homo antecessor. Se trata de un tipo de especie que gasta extinta pero que pertenece al género Homo y que se considera una de las primeras y la más antigua que hábito  en Europa. Según los restos de los fósiles hallados de este ser humano se supo que existió hace aproximadamente unos 900.000 años.

En este artículo vamos a contarte todas las características, origen y evolución del Homo antecessor.

Características principales

craneo del homo antecessor

Se trata de una especie que pertenece al ser humano y que la línea evolutiva se encuentra entre el Homo heidelbergensis y el Homo neanderthalensis. Fue el primer homínido que pobló Europa y es originario de África. Casi todos los científicos piensan que es la cuna de la humanidad y la migración fue de forma simultánea hacia Europa y Asia. Se estima que en cuestión de tiempo geológico hábito durante el Pleistoceno inferior. Algunos de los rasgos que posee que esta especie son arcaicos y otros son más modernos. Esto determina que es una mezcla evolutiva para el cambio en la evolución del ser humano.

Los primeros yacimientos de estos restos fueron los que se localizaron en la población de Ceprano en Italia. A partir de ahí se ha popularizado con el nombre común del hombre de Ceprano. La pieza principal de los restos que se ha podido estudiar con mayor profundidad es la de un cráneo con unas características que van entre primitivas y modernas. Algunas de las pruebas científicas que miden la edad de este cráneo es que fue datado aproximadamente unos 900.000 años de antigüedad. Dado que tiene diversas características filogenéticas, cronológicas y arqueológicas parecidas a las de otras especies se denominó con el nombre de explorador o pionero.

Los restos que se han podido conservar en mejores condiciones son un maxilar superior y el hueso frontal de una persona joven cuya vida del fallecimiento se estima que ocurrió más o menos a los 11 años. En el mismo lugar donde se pudieron hallar estos restos sólo contaban algunos trozos de herramientas construidas con piedra y numerosos huesos de animales. Esto señala que este ser humano ya podía construir herramientas. Lo mismo que ocurre con el Homo neanderthalensis o el Homo habilis.

Aunque se sabe que todos estos huesos y restos se deben a una época de hace casi un millón de años atrás es costoso poder contrastarlos directamente. Y es que cada parte del cuerpo y su anatomía corresponde a diversos individuos de grupos etarios.

Expansión de los homínidos y el Homo antecessor

mandibula

Lo que sí se puede comprobar es que los restos poseen algunos rasgos distintivos en común. Y es que hay casi todos son de pobladores homínidos primitivos que vivían en áfrica y algunos que ya migraron a Europa. Entre las características físicas y biológicas de esta especie encontramos una combinación en el cráneo junto con los dientes y una mandíbula inferior que se diferencian de otros fósiles del género Homo. Algunos de los restos son parecidos en cuando morfología al humano moderno pero con una complexión un poco más robusta. El altura se encuentra en un promedio que va desde los 1.6-1.8 metros lo que no supera al actual Homo sapiens. El peso de estos individuos oscilaba aproximadamente entre los 65 y 90 kilos, por lo que es más semejante a la actual.

El cráneo tiene algunas combinaciones de rasgos modernos y arcaicos. Entre los rasgos más modernos destaca la fosa canina, los pómulos más ahuecados y la nariz protuberante. Estas partes otorgan una apariencia algo más estilizada que ese diferencia de otras especies más antiguas. Por otra parte, si analizamos las facciones antiguas vemos que tiene la frente más baja y una marcada arista de doble frente. Su bóveda occipital también es más sobresaliente, sobre todo en la parte posterior del cráneo.

En cuanto al tamaño del cerebro, es algo más pequeño de lo del ser humano actual. Aunque no es una diferencia abismal, tenía una capacidad algo menor que la del promedio actual. Los rasgos dentales primitivos destacan por tener algunos dientes más robustos y unos premolares que tienen múltiples raíces incisivos que sirven para moler mejor los alimentos. Las características que se considera más modernas con respecto a la boca tienen que ver con los caninos. Además, algunos de los dientes anteriores se pueden distinguir ya que se observan con un tamaño más reducido en comparación con otras especies de homínidos.

Se ha podido descubrir que los patrones de erupción dental son parecidas a los humanos modernos. Estas conclusiones llevan a decir que estos homínidos tenían la misma tasa de desarrollo en cuanto a la dentadura.

Similitud entre el Homo antecessor y el Homo sapiens

cambios entre hominidos

Vamos analizar cuáles son las principales características que son similares en ambas especies. Para ello, debemos considerar la totalidad de los individuos que pertenecen a este género. El Homo antecessor es una de las especies que más similitudes guarda con el humano actual. Lo primero que debemos tener en cuenta la comparación es su crecimiento. Se trata de un tipo de crecimiento parecido al nuestro. La etapa de niñez y adolescencia transcurren de forma más lenta que en el caso de otras especies. En nuestra especie tenemos una preadultez algo más prolongada si la comparamos de forma proporcional con la duración de la vida total.

Los rasgos de esta especie serían una mezcla entre arcaicos y modernos. Hay un detalle bastante curioso con respecto a esta especie y es que era considerado como un espécimen diestro. Antes de esta especie en concreto, el resto de homínidos eran ambidiestros o al menos no tenía una marcada tendencia a utilizar de forma más intensa una de las extremidades.

Otro de los rasgos que podemos comparar y que es sumamente característico son las cejas y la frente. Si comparamos las cejas y la frente del Homo antecessor con la del ser humano actual vemos que era muy parecidas. Sin embargo, estos rasgos también se podían encontrar en otros especímenes más evolucionados de una rama evolutiva diferente.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre el Homo antecessor y sus características.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.