Fosas oceánicas

fosas marinas

Siempre se ha dicho que el fondo oceánico es todo un misterio para el ser humano dada la gran profundidad y dificultad para poder estudiarlo. Las fosas oceánicas son abismos en el lecho marino. Su formación es el resultado de la actividad de las placas tectónicas que al converger una de ellas es empujada bajo la otra. De esta forma se  forma lo que se conoce como una larga y estrecha depresión en forma de V que llega hasta las profundidades del océano. Algunas de las fosas oceánicas más grandes llegan a tener profundidades de alrededor de los 10 kilómetros bajo el nivel del mar.

En este artículo vamos a contarte todo lo que debes saber sobre las fosas oceánicas y sus características principales.

Características principales

fosas oceanicas

La fosa oceánica más profunda es la Fosa de las Marianas localizada cerca de las Islas Marinas con una longitud de más de 2,542 kilómetros. La gran mayoría de estas fosas se encuentran en el Océano Pacífico concretamente en la zona llamada Anillo de Fuego. En esta fosa se encuentra el Abismo Challenger que cuenta con una profundidad de 10.911 metros en la parte más profunda. Es considerada como la profundidad máxima que alcanza el océano. Quiere decir que si comparamos la Fosa de las Marianas con el monte Everest, se supera en 2.000 metros de profundidad.

Entre las características principales que tienen todas las fosas oceánicas encontramos una alta presión y una falta de luz solar. En casi todas las fosas se encuentra una gran cantidad de presión ejercida por el agua en profundidad. También hay que tener en cuenta que aquí no llega la luz del sol y, por lo tanto, las temperaturas también descienden en gran cantidad. Son estas características  las que hacen que las fosas se hayan convertido en uno de los hábitats más únicos de todo el planeta.

Formación de las fosas oceánicas

profundidad de las fosas oceanicas

Son las placas tectónicas las causantes de la formación de las fosas oceánicas. Se forman principalmente por subducción. La subducción es un proceso geofísico en el cual dos o más placas tectónicas convergen entre ellas. Normalmente, la placa tectónica más antigua y densa es la que es empujada debajo de la placa más ligera. Este movimiento de placas provoca que el suelo marino de la corteza exterior se curve en informe una pendiente. Normalmente esta depresión que se forma tiene forma de V. Es así como se forman las fosas oceánicas.

Vamos a entrar en mayor profundidad conociendo que son las zonas de subducción.

Zona de subducción

Cuando se encuentra al borde de una placa tectónica densa con otro borde menos densa la placa con mayor densidad se curva hacia abajo. El lugar donde la placa más densa se subduce es lo que se conoce como zona de subducción. Este proceso hace que las cosas que sean elementos geológicos y dinámicos. Muchas de estas fosas oceánicas son las responsables de numerosos terremotos en el mar. Y es que en al subduce una placa sobre la otra genera una fuerza de rozamiento bastante fuerte. Suelen ser el epicentro de grandes terremotos y algunos de los sismos con mayor profundidad registrados.

Estas cosas también se pueden formar con una zona de subducción que engloba una corteza continental y una corteza oceánica. Se sabe que la corteza continental siempre flota más que la oceánica, por lo que esta última siempre subducirá. Las cosas oceánicas más conocidas son el resultado de este límite entre placas convergentes. Es raro la vez que se forma una fosa oceánica cuando convergen dos placas continentales.

Importancia de las fosas oceánicas

El ser humano ha declarado desde siempre que las fosas oceánicas tienen una gran importancia. El conocimiento sobre su interior es muy limitado de vida gran profundidad. También a la ubicación tan remota de su existencia. Sin embargo, los científicos conocen el papel fundamental que juegan en nuestra vida. Mucha de las actividades físicas tienen lugar en las zonas de subducción. Esto puede llegar a tener un efecto devastador en comunidades costeras y en la economía global. No hay más que ver que los terremotos producidos en el suelo marino en zona de subducción fueron los responsables del tsunami de Japón en 2011.

Los científicos estudian las características y la vida existente en las fosas oceánicas para poder entender mejor nuestro planeta. Y es que existen numerosas formas de adaptación de diferentes organismos a las profundidades del mar. Muchas de las adaptaciones se pueden extrapolar para poder sacar avances tecnológicos y biológicos para tener mejoras en la medicina. Gracias a numerosos estudios científicos se puede conocer mejor la forma que tienen los organismos y adaptarse a la dura vida de estos entornos. Conocer esta forma de adaptación pueda ayudar a entender otras áreas de investigación desde tratamientos para la diabetes hasta la mejora de los detergentes.

Otra de las investigaciones que se ha tenido acerca de las fosas oceánicas es el descubrimiento de unos microbios. Esta microbios tiene su hábitat en fumarolas hidrotermales en el abismo marino. Gracias a la existencia de estos microbios se ha podido descubrir que tienen potencial como nuevas formas de antibióticos y drogas para evitar el cáncer. Todos estos descubrimientos e investigaciones son las que hacen que las fosas oceánicas tengan gran importancia.

También nos puede llevar a conocer la llave del entendimiento del origen de la vida en el océano. La genética de los organismos sirve para poder conocer la historia de cómo la vida se expandió desde ecosistemas tan aislados como lo son estas cosas hasta la tierra a través del océano. Algunos descubrimientos más recientes señalan que se han descubierto grandes cantidades de materia de carbón acumulada en las fosas. Esto provoca que todas estas regiones puedan jugar un papel significativo en el clima del planeta Tierra.

Flora y fauna

vida en el fondo marino

Dado que estos lugares son los hábitats más hostiles de la tierra, la vida es escasa. Existe una presión 1000 veces mayor que la de la superficie y una temperatura ligeramente situada en el punto de congelamiento. El sol no penetran en fosas oceánicas, por lo que hace imposible la fotosíntesis. Los organismos que viven aquí han podido evolucionar con adaptaciones excepcionales para poder vivir en estos cañones fríos y oscuros.

Sin que haya fotosíntesis, todas estas comunidades tienen como alimento principal la nieve marina. Se trata de la caída del material orgánico de las alturas en la columna de agua. Principalmente consta de residuos como lo son los excrementos y restos de organismos muertos como lo son peces y algas marinas. Otra fuente de nutrientes no procede de la fotosíntesis sino de la quimiosíntesis. Se trata del proceso en el que los organismos como lo son las bacterias convierta en los compuestos químicos en nutrientes orgánicos.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre las fosas oceánicas y su importancia.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.