Escala Douglas

Escala Douglas oleaje

Para conocer el oleaje y el estado del mar se utiliza la escala Douglas. Seguramente hayas oído mil veces en el telediario cuando vemos el tiempo que se refieren al tiempo en el mar como marejada, marejadilla, mar gruesa, etc. Todos estos términos hacen referencia al estado del mar en ese momento en función del viento y su intensidad. Se empleada básicamente para poder describir el comportamiento del oleaje en los siguientes días.

En este artículo vamos a contarte todas las características, significado e importancia de la escala Douglas.

Origen de la escala Douglas

Esta nomenclatura que se emplea para conocer el oleaje y el estado del mar fue creada por el almirante inglés Henry  Percy Douglas. Esta escala fue creada en el año 1917 y se utilizaba en el servicio meteorológico de la armada británica. Por aquel entonces era un escala con dos códigos, uno que servía para poder estimar el estado del mar en aquel momento y otro para describir la altura de las olas afectadas por el viento.

No cabe duda que se trata de una de las escalas más utilizadas durante toda la historia de la meteorología. Hasta día de hoy se sigue empleando para describir el oleaje y el estado del mar en los próximos días. Se utiliza principalmente en los partes meteorológicos que se dan en televisión y que tienen gran utilidad para los barcos pesqueros y los buques comerciales.

El triunfo que ha tenido la escalada Douglas es que tiene una gran simplicidad y una forma muy descriptiva de explicar las condiciones marítimas en cada momento. Estas características han hecho que la escala Douglas dure muchísimo tiempo y cualquier profesional del mar o aficionado a náutica puedan vender los partes meteorológicos.

Para poder entender la escala Douglas debemos conocer la altura relativa de las olas. Esta altura viene reflejada en el primer código de la escala. Significa la altura significativa de las olas. Este primer código hace referencia a la altura de las olas que un observador experimentado podría apreciar a simple vista en un punto de partida. Este punto de partida no tiene porque ser desde la costa. Es equivalente a la altura media del tercio de las olas más altas.

Estado del mar en las costas españolas

Escala Douglas

Esta escala se emplea para conocer el estado del mar en nuestras costas direcciones marítimas. Esto se puede saber gracias a las boyas marítimas que existen de la red de aguas profundas situadas lejos de la línea de la costa y a gran profundidad. Normalmente están situadas a una profundidad de unos 200 metros de tal forma que sus medidas no están perturbadas por diferentes efectos locales que puedan representar algunos cambios por culpa del mar abierto.

Toda la red de boyas costeras está distribuida en las proximidades de las instalaciones portuarias.  Estas boyas están fondeadas a unos 100 metros de profundidad. La gran mayoría de las medidas de estas boyas están perturbadas por el perfil de la costa y por los efectos del fondo. Por ello, la información recolectada por este tipo de huellas es una información que suministra de forma representativa sólo en condiciones locales.

Cómo debemos esperar, el estado del mar está íntimamente ligado a la fuerza del viento. La intensidad del viento estaba tabulada en la escala Beaufort. Esta escala estaba enumerada desde el 0 al 12 con una denominación de adjetivos bastante empleados en el lenguaje coloquial marinero. Seguramente hayáis oído hablar algunos de estos términos que vamos a poner a continuación sobre la escala de Beaufort:

  • Calma
  • Ventolino
  • Flojito, Flojo
  • Bonancible, Fresquito
  • Frescachón
  • Duro
  • Muy duro
  • Temporal
  • Borrasca
  • Huracán

Altura de las olas de la escala Douglas

El primer código que tiene la escala Douglas es la altura significativa de las olas. Vamos analizar cuáles son estos valores:

  • Grado 0: sin olas. El estado del mar se puede ver que la superficie está lisa a como un espejo. No existen olas
  • Grado 1: mar rizada. El mar comienza a alterarse por algunas partes. Las olas son hasta 10 centímetros de tamaño.
  • Grado 2: marejadilla. Aquí se forman olas más cortas pero bien marcadas. Comienzan a romper en crestas pequeñas con espuma que no es muy blanca sino de un aspecto vidrioso. Las olas pueden llegar hasta un tamaño de 50 centímetros.
  • Grado 3: marejada. Es aquella en el que el estado del mar se pueden ver cómo se forman bolas largas con crestas de espuma blanca bien caracterizadas. Es aquí donde el viento marino está bastante definido y se distingue fácilmente del mar de fondo que pudiera existir. Al romper las olas se produce un murmullo que se desvanece rápidamente. Las olas llegan a un tamaño de 1.25 metros.
  • Grado 4: fuerte marejada. Se forman colas más largas con crestas de espuma por todas partes. El mar se rompe en un murmullo constante. Aquí las olas pueden llegar a tener un tamaño de 2.5 metros.
  • Grado 5: gruesa. Comienzan a formarse olas muy altas con zonas de espuma blanca que cubren una gran superficie. Al romper las olas se producen ruido sordo como de arrojar cosas. Aquí las olas llegan a tener un tamaño máximo de 4 metros.
  • Grado 6: muy gruesa. El mar se alborota por completo y la espuma blanca se forma a romper las crestas de las olas y comienzan a disponerse en bandas en la dirección del viento. Aquí las olas llegan a tener un tamaño máximo de 6 metros.
  • Grado 7: arbolada. Aquí aumenta notablemente el altura y longitud de las olas y sus crestas. La espuma se dispone en bandas estrechas en la dirección del viento. Aquí las olas llegan a tener un tamaño máximo de 9 metros.
  • Grado 8: montañosa. Aquí se ven olas altas. Las grandes superficies se llegan a cubrir de espuma en la dirección del viento. Aquí las olas pueden llegar a tener un tamaño máximo de 14 metros.
  • Grado 9: enorme. Las olas se hacen tan altas que a veces los barcos pueden llegar a desaparecer de la vista en sus senos. El mar se llega a cubrir de espuma blanca dispuesta en bandas en la dirección del viento. Aquí las olas llegan a tener tamaños mayores de 14 metros.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre la escalada Douglas.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Un comentario, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Jose A. Durán dijo

    Quizás sería recomendable el uso de una segunda lectura buscando faltas y el sentido a las frases, o las, Mark , y las, blanca …. . A partir de ese punto ya he dejado de contar.

    El artículo es interesante y me ha gustado, pero …

    Un saludo