Edad de la tierra

La tierra vista desde el espacio

Es, al menos por el momento, el único planeta en el que hay vida. Está a la distancia justa del sol para que pueda haber agua en forma líquida y una temperatura lo suficientemente agradable para que millones de plantas y animales puedan crecer. La tierra.

¿Cuántos años tiene? Su viaje hasta ser lo que es hoy ha sido muy largo y lleno de peligros. El espacio exterior no es un lugar seguro. Pero, ¿cuál es la edad de la tierra y cómo ha sido calculada?

¿Qué edad tiene la Tierra?

Planeta Tierra vista desde el espacio

Aunque no hay un número exacto, se sabe que nuestro planeta tiene unos 4.500 millones de años. Los geológos y geofísicos han podido calcular la edad midiendo la velocidad a la cual se descomponen en plomo los elementos del metal radioactivo de uranio. También, mediante técnicas de fechado radiométrico, han averiguado la edad que tienen los meteoritos, la cual es similar a la que tiene la Tierra y la Luna.

El más antiguo mineral que se conoce es el zirconio de la zona de Jack Hills, en Australia Occidental. Se estima que tienen una edad de 4.404 millones de años. Los meteoritos más antiguos que se encuentran en el sistema solar, es decir, las inclusiones ricas en calcio-aluminio, tienen 4.567 millones de años. Esto significa que el Sistema Solar comenzó a formarse hace 4.567 millones de años.

Una hipótesis afirma que la Tierra se empezó a formar poco tiempo después de que lo hicieran los meteoritos, pero todavía no es posible precisar qué edad exacta tiene.

Primeras teorías

Montaña de roca

Durante mucho tiempo se pensó que el planeta había estado aquí desde siempre, hasta que los naturalistas comenzaron a comprender los diferentes cambios que había sufrido el planeta al estudiar los estratos de la misma. Nicolas Steno fue uno de los primeros en darse cuenta la conexión que había entre los restos fósiles y los mencionados estratos. Hacia 1790 el naturalista británico William Smith formuló la hipótesis de que si dos capas de roca ubicadas en sitios distintos contenían restos fósiles similares, era muy probable que ambas capas procediesen de la misma época. Años más tarde un sobrino suyo, John Phillips, calculó utilizando estas técnicas que la edad de la Tierra sería de unos 96 millones de años.

El naturalista Mijaíl Lomonósov pensó que la Tierra se había formado de forma independiente del resto del universo, varios cientos de miles de años antes. En 1779 el naturalista francés Comte Du Buffon realizó un experimento: creó un globo de dimensiones reducidos cuya composición era similar a la del planeta y luego midió su ritmo de enfriamiento. Así, estimó la edad de la tierra en unos 75 mil años.

Sin embargo, no fue hasta 1830 cuando un geólogo llamado Charles Lyell sugiriese que el planeta cambia constantemente. Esto, aunque hoy nos resulte algo natural y completamente lógico, por aquel entonces era una teoría muy novedosa, ya que pensaban que el planeta era algo estático, que sólo cambiaba mediante las catástrofes naturales.

Cálculos

El físico de Glasgow William Thomson publicó en el 1862 una serie de cálculos que estimaban que la edad de nuestro planeta se estimaba entre los 24 millones y 400 millones de años. Lord Kelvin, que así sería llamado posteriormente, supuso que la Tierra se formó como una bola de roca fundida, y calculó el tiempo que tardó el proceso de enfriamiento hasta que alcanzó la temperatura promedio actual (14ºC). A pesar de todo, los geólogos no estaban muy convencidos de que esta hipótesis fuese válida.

Charles Darwin, quien estudió los trabajos de Lyell, propuso su teoría de la selección natural, un proceso por el cual eran necesarios una serie de cambios en los organismos y, por supuesto, tiempo para que se pudieran producir. Por ello, pensó que 400 millones de años era un lapso insuficiente.

En el 1856 el físico alemán Hermann von Helmholt y en 1892 el astrónomo canadiensie Simon Newcomb, presentaron sus propios cálculos. El primero era de 22 millones de años, y el segundo de 18 millones. Los científicos habían llegado hasta esas cifras calculando el tiempo que le habría llevado al Sol evolucionar hasta alcanzar su diámetro e intensidad actual a partir de una nebulosa de gas y polvo de la cual se formó.

El desarrollo del fechado radiométrico

Sedimentos y fósiles

Actualmente podemos tener una idea de qué edad tienen las rocas y los minerales gracias al fechado radiométrico, que es un procedimiento que Arthur Holmes desarrolló a comienzos del siglo XX y que está basado en las proporciones de un isótopo denominado padre y de uno o más descendientes de los que se conoce su período de semidesintegración.

La datación radiométrica se publicó por primera vez en 1907 por Bertran Boltwood y hoy en día es la principal fuente de información sobre la edad que tienen las rocas, o el planeta Tierra mismo. Hay diferentes métodos de datación, que son:

  • Método del carbono 14: es útil para la datación en arqueología, antropología, climatología, oceanografía, edafología, y geología reciente.
  • Método del potasio-argón: es usado en geología.
  • Método del rubidio-etroncio: se usa en la datación de rocas terrestres antiguas así como de miestras lunares.
  • Métodos con torio 230: se utiliza en dataciones de sedimentos océanos muy antiguos.
  • Métodos con plomo: se utiliza en geología.

Así, Holmes realizó mediciones sobre muestras de rocas y en 1911 concluyó que la más antigua tenía una edad de 1600 millones de años. Pero estos cálculos no resultaban muy fiables. Dos años más tarde se publicaron resultados que mostraban que los elementos presentaban isótopos, que son diversas variantes con diferentes masas. En los años 30, de demostró que los isótopos tenían núcleos formados con diferente número de partículas neutras o neutrones.

El trabajo de Holmes fue ignorado hasta la década de 1920, cuando en 1921 en la reunión anual de la Asociación Británica para el Avance de la Ciencia los miembros establecieron que la edad del planeta era de unos pocos miles de millones de años, y que el fechado radiométrico era creíble. En 1927 publicó su obra ”The Age of the Earth, an Introduction to Geological Ideas en la que calculaba que tenía entre 1600 y 3000 millones de años.

Hacia el 1931 el National Reserach Council, de la Academia Nacional de Ciencia de los Estados Unidos, designó un comité para que averiguara cuál era la edad de la Tierra. Holmes, como era una de las pocas personas que conocía las técnicas del fechado radiométrico, fue invitado a formar parte del comité. El informe que elaboraron expresaba que el fechado radiométrico era el único método de confianza que podría utilizarse para determinar las secuencias de los tiempos geológicos.

Finalmente, C. C. Patterson calculó en 1956 la edad de la Tierra utilizando el fechado mediante isótopos de la cadena de decaimiento uranio plomo de los meteoritos.

El planeta Tierra desde el espacio

A nuestro planeta aún le quedan muchos millones de años de vida por delante. Si al final la teoría de que el Sol se ”tragará” la tierra cuando éste se convierta en una gigante roja, podemos estar casi seguros de que aún seguirá orbitando alrededor del astro rey unos 5 mil millones de años.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas

Categorías

Ciencia

Monica Sanchez

La meteorología es un tema apasionante, del cual puedes aprender mucho de él y de cómo influye en tu vida. Y no me refiero sólo a la ropa que... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *