Azimut

Medida de la distancia entre estrellas

Tanto para la observación de constelaciones como del cielo nocturno en general y la generación de fotografías de alta calidad, es importante conocer los conceptos de azimut y de elevación. Ese es el tema del post. Hay que saber qué es el azimut y para qué sirve para poder sacarle el máximo partido a las fotos en las que puedas ver el Sol y la luna a la vez o para encontrar ciertas constelaciones en el cielo.

En este post te enseñamos todo sobre el azimut y cómo utilizarlo.

¿Qué es el azimut?

Azimut

Tanto el azimut como la elevación son dos coordenadas que se centran en definir la posición de un cuerpo celeste en el cielo cuando lo observamos desde una posición concreta y en un tiempo determinado. Es decir, se emplea para poder conocer la posición que tendrá el Sol, la luna u otra estrella en cualquier momento, dependiendo de la posición en la que nos encontremos. Si queremos, por ejemplo, visualizar alguna constelación en el cielo como lo es la osa mayor podemos buscar ciertas estrellas que nos permitan detectarlas. Para ello, empleamos la elevación y el azimut.

Son muchos los fotógrafos que emplean estas coordenadas para poder encontrar la posición de la luna en pleno día y poder hacer fotos increíbles de ambos cuerpos celestes en el cielo a la vez. La posición del Sol y la luna en el cielo viene definida por el azimut y la elevación.

El azimut no es más que el ángulo que forma cualquier cuerpo celeste con el Norte. Este ángulo se mide desde el sentido de las agujas del reloj y alrededor del horizonte del observador. Por ello, es importante la situación en la que nos encontremos para poder determinar la posición del cuerpo celeste. Estas coordenadas no determinan la dirección que tiene el cuerpo celeste. Si hemos medido un cuerpo celeste que se haya al Norte, veremos que tiene un azimut de 0°, uno al Este 90°, uno al Sur 180° y al Oeste 270°.

Hay aplicaciones móviles que guardan información sobre la elevación y el azimut del sol y la luna para distintas fechas y horas que queramos ver. Suele venir representado por un mapa de líneas de azimut y elevación en el tiempo.

¿Qué es la elevación?

Elevación

Cuando hablamos de elevación nos estamos refiriendo a la distancia angular vertical que hay entre el cuerpo celeste en cuestión y el horizonte que ve el observador. A esto se le denomina plano local del observador. Para el observador que está a nivel del suelo, la elevación que tiene el Sol genera un ángulo que forma la dirección de su centro geométrico con el horizonte que observamos en esa posición.

Por ejemplo, la elevación del Sol o la luna pueden ser de 12° cuando su centro geométrico está situado a 12° sobre el horizonte que vemos desde el punto en el que estamos. Si se quiere fotografiar esto, hay que tener en cuenta la posición del Sol o de la luna y hay que calcular la elevación. Para este tipo de fotos, este es el paso más difícil. Para aprender a manejar los conceptos de azimut y elevación es mejor ver estudios de ejemplos reales.

Azimut y rumbo en la topografía

Cuadrante

Otro de los usos que tienen estos conceptos se aplican en el mundo de la topografía y la geodesia. El rumbo es aquel que se mide desde el norte o el sur y en sentido de las agujas del reloj o en sentido antihorario. Sin embargo, solo se puede llegar a medir hasta 90°.

Tanto el rumbo como el azimut están muy relacionados entre sí en este campo de estudio. La diferencia de estos conceptos se puede ver en que se puede calcular el azimut de una línea sólo conociendo el rumbo, pero no viceversa.

Se puede intentar determinar el valor de la línea que une dos puntos cualquiera, siempre y cuando podamos saber las coordenadas del norte y el este. Existe un fórmula siempre y cuando el azimut se encuentre en el primer cuadrante:

Formula Acimut

En esta fórmula, Delta es la diferencia que hay entre las coordenadas del Este del punto de llegada con las del Este del punto de partida. Siempre hay que tener en cuenta en la posición del cuadrante en la que se encuentre el azimut.

Instrumentos de medida

Ballestilla

El cuadrante y la ballestilla son dos instrumentos que se emplean para la observación de los astros en el cielo. El cuadrante sirve para calcular la altura que tienen los astros en el horizonte. Si queremos saber la altura a la que está el Sol, hay que tener cuidado de no mirarlo directamente o nos dañaremos los ojos.

Cuando se enfoca con el cuadrante al Sol, se puede ver como los rayos de luz penetrarán por él y se proyectará. Es entonces cuando sabes que está perfectamente alineado con él. Una vez esté alineados, hacemos la lectura en el cuadrante y esa es la altura del Sol sobre el horizonte.

¿Y qué pasa si no hay luz solar para que penetre sobre el cuadrante? No pasa nada. Por la noche se puede emplear para situar una estrella y conocer su altura. Se sigue el mismo procedimiento, pero en este caso sí podrás mirar directamente a la estrella, enfocarla y mirar el cuadrante para conocer la altura a la que se encuentra.

Por otro lado, para conocer la distancia angular que hay entre dos astros se emplea la ballestilla. Hay que colocar la ballestilla por encima de nuestra cabeza, colocando el palo junto a la nariz. Ponemos el origen de la regla sobre el astro que queremos visualizar y contaremos el número de divisiones que hay hasta llegar al otro astro que queremos medir. Este número que hemos conseguido serán los grados de separación que hay entre ambos.

Como pueden ver, los conceptos como azimut, elevación y rumbo son bastante importante para medir cosas que no están a nuestro alcance. Son estimaciones con alto grado de precisión y con bastantes campos de utilidad en diferentes ciencias, desde la topografía hasta la observación de astros.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

¿Aún no tienes una estación meteorológica?
Si te apasiona el mundo de la meteorología, hazte con alguna de las estaciones meteorológicas que te recomendamos y aprovecha las ofertas disponibles:
Estaciones meteorológicas