Los terremotos desplazan el eje del planeta Tierra

Terremoto

Los fenómenos meteorológicos extremos traen consigo consecuencias que pueden ser devastadoras para la población. Y es que no son pocas las veces en las que hay víctimas. Pero, no sólo nos provocan daños a nosotros, sino que también pueden modificar algunas de las características del hogar donde vivimos.

Recientemente, los científicos aseguran que los terremotos desplazan el eje del planeta Tierra… con todo lo que eso conlleva.

Según las estimaciones de Richard Gross, de la NASA, el terremoto de 8’9 grados Richter que azotó Japón en el 2011, pudo haber acelerado la rotación de la Tierra, reduciendo la longitud del día unos 1’8 milisegundos. Gross explicó que los terremotos lo suficientemente fuertes pueden influir en la velocidad de rotación de la Tierra, así como también pueden llegar a desplazar el eje de simetría, es decir aquel en el que se equilibra la masa del planeta. Este sismo de Japón, por ejemplo, pudo haberlo desplazado unos 17 centímetros hacia 133 grados de longitud este.

Los movimientos de tierra potentes pueden cambiar incluso algo tan sólido como la gravitación. Los datos recogidos por los satélites GRACE rebelaron que un terremoto tan intenso como el del país nipón, puede disminuir el campo gravitatorio en la región unos dos millonésimos de Gal. La fuerza gravitatoria que tenemos en la Tierra es de 980 Gal.

Terremoto en Chuetsu, en el 2004

Los terremotos, aunque parezca increíble, también pueden conmover la atmósfera. Siguiendo con el ejemplo del terremoto que hubo Japón en el 2011, este sismo generó ondas en partículas con carga eléctrica que alcanzaban la sorprendente distancia de 350 kilómetros por encima de la Tierra, las cuales pueden desencadenar olas en la atmósfera.

Hay científicos que además creen que otras consecuencias de los terremotos son, entre otras, la aceleración del cambio climático o el aumento de erupciones volcánicas.

Sin duda, habrá que estar muy pendientes de estos fenómenos meteorológicos.

Te puede interesar

Escribe un comentario