Los hongos pueden empeorar el calentamiento global

Amanita muscaria

El calentamiento global es un problema que va empeorando cada día. Los polos se derriten y el nivel del mar sube, poniendo en peligro las islas de de menor altitud. Nosotros, los seres humanos, deforestamos los bosques para poder tener muebles, nos hemos vuelto dependientes del petróleo y demás combustibles fósiles, y contaminamos el medio ambiente.

Irónicamente, también los hongos pueden empeorar el calentamiento global.

Estos organismos, que al contrario de lo que pueda parecer no son ni plantas ni animales, absorben oxígeno y expulsan dióxido de carbono, como nosotros. Ahora además una investigación realizada en la Universidad de California por la mexicana Adriana Lucia Romero Olivares, indica que los que habitan en Alaska han comenzado a adaptarse a un hábitat cada vez más cálido. ¿Cómo?

Las temperaturas en Alaska normalmente son muy frías en otoño e invierno, con temperaturas mínimas que pueden ser de -46ºC. Los hongos se mantienen inactivos durante estas estaciones. Sin embargo, en verano, cuando las temperaturas son más altas (de 10 a 30ºC) despiertan y generan dióxido carbono.

Hongos

Como las temperaturas son cada vez más cálidas, los investigadores quisieron saber cómo se adaptan cultivándolos en tubos de 30cm de largo expuestos a 25ºC. Las células de estos organismos se dividen al crecer y al hacerlo se crea una nueva generación, pero con el experimento se reprodujeron 1500 veces. Por lo tanto, el calentamiento global está acelerando su metabolismo, contribuyendo así a empeorar la situación actual.

Afortunadamente, Romero Olivares explicó que, aunque se lograsen adaptar, no se reproducirán tan rápidamente siempre, pero aún así el daño climático será irreversible. Así que, aunque hay cosas que no podemos controlar, sí que podemos hacer cambios en nuestra vida para evitar que las consecuencias sean devastadoras.

Estamos cambiando el planeta: sus paisajes, su atmósfera, … todo. Si queremos que las próximas generaciones puedan contemplar la belleza que nuestros antepasados nos dejaron, tenemos que empezar a modificar hábitos para cuidar del medio ambiente.

Te puede interesar

Escribe un comentario