¿Llueve más sobre suelos húmedos?

Lluvia

Se tiende a pensar que la lluvia cae más sobre suelos húmedos que en aquellos que están secos, pero ¿es eso cierto? Aunque el agua suele ser bien  recibida en aquellas regiones donde escasea, la realidad es que dependiendo de la intensidad de las precipitaciones las consecuencias pueden ser distintas.

Un estudio publicado en la revista Nature Communications ha revelado que, aquello que tenemos tendencia a decir, no es del todo cierto; o lo que es lo mismo: ya no podremos utilizar la tan conocida expresión de ”llueve sobre mojado”.

Para conocer como funciona el clima en la Tierra se tienen que tener en cuenta varias cosas: las olas (tanto de calor como polares), el deshielo de los polos, las funciones vitales de las plantas, o las corrientes que tiene el océano. Un equipo internacional de investigadores ha analizado todo ello, así como las interacciones que tienen unos con otros para poder comprender mejor la meteorología.

Los datos fueron obtenidos por la teledetección de las precipitaciones, la humedad de la superficie del suelo, y de la evaporación del agua. El estudio reveló que el medio natural tiene tendencia a autorregularse y a mantener cierto grado de estabilidad. Diego Miralles, uno de los autores del trabajo, comentó que esta es una teoría que implica que la humedad del suelo se suele homogeneizar por sí misma mientras se forman las lluvias.

Sin duda, este tipo de trabajos e investigaciones ayudarán a entender mejor las distintas variaciones del clima, y nos facilitarán la tarea de anticiparnos a las temidas lluvias torrenciales o a las temporadas de sequía, las cuales están muy presentes en nuestro país y que tenderán a intensificarse con el aumento de las temperaturas, como ya comentaron científicos del Grupo Intergubernamental para el Cambio Climático (IPCC) en la reunión que se celebró en París en el año 2007.

¿Qué te ha parecido este estudio?

Te puede interesar

Escribe un comentario