El cambio climático podría causar una ola de alergia al polen en Europa

Alergia

Los paisajes verdes y llenos de flores son una auténtica maravilla, pero si quieres disfrutarlos al máximo siendo alérgico al polen tendrás que llevarte contigo un paquete o dos de pañuelos. Y si ya se pasa mal, la noticia de la que te voy a hablar a continuación puede que no te guste absolutamente nada: según un estudio realizado por la Universidad de Viena y publicado en la revista Environmental Health Perspectives, el cambio climático podría causar una ola de alergia al polen en Europa.

En los últimos años el número de personas a las que se les diagnostica la alergia al polen está aumentando mucho y muy rápido, pero si ahora somos 33 millones, a menos que la tendencia cambie llegaremos a ser 77 millones para los años 2041-2060.

A medida que las temperaturas van aumentando las estaciones cálidas se alargan, haciendo que las plantas se vean obligadas a florecer a destiempo y por más días. Al hacerlo, habrá más polen en el ambiente, por lo que el número de alergias no hará sino que dispararse.

Un equipo de investigadores, liderado por Michelle Epstein, llevaron a cabo un estudio para ver qué plantas serían las que más polen produciría, y el resultado fue las del género Ambrosia, cuyo origen se encuentra en el Norte y Sudamérica y que se ha difundido por Europa. Se trata de plantas herbáceas anuales o perennes que crecen en descampados o en los campos abiertos, y que producen ya de por sí grandes cantidades de polen.

Ambrosia artemisiifolia

Actualmente hay un 40% de europeos que sufren de este molesto problema como lo es la alergia al polen. Pero podríamos ser, según los investigadores, muchos más hacia la mitad del siglo si todo sigue como hasta ahora.

El cambio climático nos afecta a todos, y también a las plantas que, a su vez, nos pueden comprometer la salud.

Puedes leer el estudio aquí (en inglés).

Te puede interesar

Escribe un comentario