Consecuencias del fenómeno de La Niña

Fenómeno de La Niña

Cada vez es más probable que se produzca el fenómeno meteorológico llamado La Niña, tal y como se rebela en un informe de la NOAA, pero ¿qué ocurrirá exactamente? ¿Qué consecuencias tenemos que afrontar en los próximos meses?

El Niño poco a poco se va debilitando, lo cual es sin duda una buena noticia teniendo en cuenta que ha sido el más intenso de los últimos tiempos, pero es posible que no tengamos que alegrarnos tan pronto. La Niña podría ocasionar importantes desastres naturales.

¿Qué es el fenómeno de La Niña?

Este fenómeno forma parte del ciclo global conocido como como El Niño-Oscilación del Sur (ENSO). Este es un ciclo que tiene dos fases: la cálida que es conocida como El Niño, y la fría, que es la que, con toda probabilidad tendremos en los próximos meses conocido como La Niña. Ésta comienza cuando los vientos alisios soplan de manera muy intensa desde el oeste haciendo que las temperaturas ecuatoriales disminuyan.

Cuando eso ocurre, las consecuencias no tardan en hacerse notar en todo el mundo.

Consecuencias del fenómeno de La Niña

Lo que podemos esperar de este fenómeno es lo siguiente:

  • Aumento en las precipitaciones al sudeste de Asia, en partes de África, en Brasil y en Australia, donde las inundaciones pasarían a ser algo común.
  • Aumenta la frecuencia de las tormentas tropicales y de los huracanes en los Estados Unidos.
  • Nevadas que podrían ser históricas en algunas partes de los EEUU.
  • Habrá sequías importantes en el oeste de las Américas, en el Golfo de México y en el nordeste de África. La temperatura en estos lugares podría ser algo más baja de lo habitual.
  • En el caso de España y de Europa en general, las precipitaciones podrían aumentar significativamente.

Inundación

Puedes leer el informe de la NOAA aquí (en inglés).

Te puede interesar

Escribe un comentario