El gigantesco asteroide Pallas se pone a tiro de los telescopios

Asteroide Pallas

El asteroide Pallas, considerado como el más grande del Sistema Solar, se encuentra atravesando el punto de observación más favorable desde la Tierra, lo que es, sin duda, una oportunidad única para los aficionados a la astronomía.

Con un diámetro de más de 500 kilómetros, el asteroide Pallas (que debe su nombre a la diosa griega, Palas Atenea) podrá ser contemplado en las constelaciones de Hydra y Sextante durante la presente semana y la próxima sin mucha dificultad, tanto desde el hemisferio norte como desde el sur.

El asteroide Pallas se encuentra en el cinturón de asteroides entre las órbitas de Marte y Júpiter y fue descubierto en el año 1802 por Heinrich Wilhelm Olbers cuando se encontraba investigando la órbita de Ceres, el cual fue considerado como el mayor asteroide del Sistema Solar hasta el año 2006, cuando pasó a ser considerado como planeta enano, lo que hizo que Pallas ocupara su lugar.

Precisamente Ceres, así como el resto de los cuatro grandes (Juno y Vesta), también están visibles actualmente y se prevé que alcancen la oposición entre enero y abril. No cabe duda de que los aficionados a la astronomía están de enhorabuena.

Te puede interesar

Escribe un comentario